Anglada dice que «no sabía nada» de los panfletos xenófobos de su partido

La Razón
La Razón FOTO: La Razón

Barcelona- «Víctima de una caza de brujas». Así se definió el líder de la formación ultraderechista Plataforma per Catalunya (PxC), Josep Anglada, en torno al juicio que se celebra en Manresa por los panfletos xenófobos por los que la Fiscalía pide un año y medio de cárcel.
Durante la sesión de ayer, la Fiscalía mantuvo su petición de pena para Anglada y para otro concejal de su formación en Vic, Juan Carlos Fuentes, por «incitar al odio radical» al distribuir unos panfletos de contenido fingido y xenófobo que ridiculizaban a la comunidad magrebí.
Ante el juez, el líder de PxC quiso desentenderse de los panfletos y aseguró que no fueron iniciativa suya y ni participó en su elaboración y del proceso de copia y distribución, aunque reconoció que en el partido él ejerce todo el poder. Por su parte, Fuentes admitió que cuando recibió en el buzón de su casa el panfleto le hizo gracia y lo fotocopió porque lo encontró «divertido». En sus conclusiones, el ministerio público acusa a Anglada y a Juan Carlos Fuentes de un delito de provocación a la discriminación y el odio y pide también la imposición de una multa de 4.850 euros que deberá pagar de forma solidaria PxC.