El español Quiñonero ganó por ko al mexicano «Chuy» Ruiz y es campeón mundial

El español David Quiñonero hizo buenos sus antecedentes y venció por k.o. en el séptimo asalto al mexicano Jesús "Chuy"Ruiz, con lo que se proclamó hoy campeón mundial plata del peso crucero del Consejo Mundial de Boxeo (CMB).

El combate estelar de la velada celebrada en la plaza de toros de La Cubierta de la localidad madrileña de Leganés, tuvo el desenlace augurado por el propio Quiñonero en la víspera.

El boxeador mexicano tuvo que ser asistido por los médicos, pues no lograba recuperarse tras el k.o. sufrido, aunque permaneció consciente y finalmente logró ponerse en pie.

El mexicano intentó plantar cara a un adversario que llevaba hasta hoy 24 triunfos, 23 de ellos antes del límite y que comenzó el enfrentamiento un tanto frío, tal vez seguro del poder de sus puños.

A partir del quinto asalto "Chuy"sufrió y mucho, sangraba por la nariz y se le notaba sin aire. El español aprovechó y empezó a aplicar de forma impecable sus golpes, tanto al cuerpo como al rostro del mexicano, quien ya en el sexto tuvo que recibir asistencia médica.

El triunfo le supone a Quiñonero la apertura de una puerta hacía el título absoluto de la categoría, mientras que "Chuy", quien dejó su palmarés con 20 victorias (18 por k.o.) y seis derrotas con la de hoy, habrá de esperar otra oportunidad.

El español de origen ruso Petia Petrov, se proclamó nuevo campeón latino del peso ligero del CMB, tras vencer por k.o.t. en el séptimo asalto al mexicano Arturo Uruzquieta, quien pese al derroche de esfuerzo realizado no pudo con su adversario, que demostró encontrarse en un gran momento de forma.

La clave de que el desenlace se produjese antes de los diez asaltos pactados estuvo en el quinto "round", cuando un cabezazo involuntario de Petrov abrió el párpado del ojo derecho del joven mexicano, quien reclamó la descalificación del español, hecho que no se produjo al considerar el árbitro del combate, el mexicano Gelasio Pérez, que el golpe había sido fortuito.

De todas formas, el dominio de Petrov antes y después del incidente fue evidente. Con un boxeo elegante, con una variedad de golpes notable y con esquiva precisa, el español se hizo con un entorchado que le pone en el camino hacia miras más altas.

La española Soraya Sánchez, campeona de Europa del peso gallo, se empleó a fondo en ocho asaltos para derrotar a los puntos, por decisión unánime, a la valiente boxeadora mexicana Fredee González, que no dejó ni un momento de disparar sus puños.

El coraje de Fredee, quien por su aspecto, menos atlética que su rival, dio la impresión de no llegar al final de la pelea, le hizo aguantar perfectamente ante la campeona, que llegó a caer en el tercero tras recibir una contra de la mexicana.

Soraya fue muy superior a partir del quinto episodio y la mayor diferencia la alcanzó en el séptimo, en el que sus manos llegaron de forma nítida, una y otra vez, al rostro y cuerpo de su oponente.

En el resto de los combates se dieron los siguientes resultados:

Neoprofesional, peso pluma. Mohamed el Mourabit ganó por puntos en cuatro asaltos a Oliver Esteban.

Peso supermedio. Guzmán "El Bueno"Castillo ganó por k.o.t. en el primer asalto a Iván Esteve.

Peso medio. Francisco Navarro "Buly"ganó por puntos en cuatro asaltos a Marcos Muñoz.

Peso ligero. Alex Parra ganó por k.o.t. en el tercer asalto a Alejandro Rodríguez Pereira.

Peso medio. Luis Crespo ganó por k.o.t. en el segundo asalto al georgiano George Tsiklauri.

Peso pluma. Iván "El zurdo"Ruiz y Angel Lorente "Lillo"hicieron combate nulo en la pelea pactada a cuatro asaltos.

Peso gallo. Sergio Romero ganó a los puntos en cuatro asaltos a Sergio Prado.