Tráfico podría recaudar un 30 por ciento más en multas

La inminente reducción del límite de velocidad a 110 kilómetros por hora ha despertado un aluvión de sospechas ante un posible afán recaudatorio por parte del Gobierno. Automovilistas Europeos Asociados (AEA) ha elaborado incluso un cálculo en el que cifran hasta en un 30 por ciento el aumento de la recaudación anual sólo en lo que se refiere a multas por exceso de velocidad.

Los accidentes aumentaron con la reducción de velocidad aprobada en los años 70
Los accidentes aumentaron con la reducción de velocidad aprobada en los años 70

Así, estaríamos en torno a 210.000 multas más al año, lo que podría suponer un incremento de 21 millones de euros.

«Nos gustaría pensar que no buscan un afán recaudatorio pero como no han contado con nuestro consejo, no lo sabemos. Además, esperamos que tan sólo sea una medida transitoria por el contexto socioeconómico que vivimos», afirmó a este diario Antonio. Lucas no comprende la inciativa del Gobierno y no apoya su implantación: «Es una medida que no creo que logre su objetivo porque no han contado con la complicidad de ningún colectivo. Es mucho más positivo trabajar en informar sobre la conducción eficiente, como controlar la presión de los neumáticos y bajar las ventanillas en lugar de utilizar el aire acondicionado. Lo peor de esta imposición es el efecto colateral que provoca, ya que puede suponer un motivo de sanción. Mientras, el director de Seguridad Vial del RACE, Tomás Santa Cecilia, fue tajante al calificar la medida de «desproporcionada, asocial y sin sentido».

El Grupo Popular también ha mostrado su rechazo. Su vicesecretario de Comunicación, Esteban González Pons, tachó la iniciativa de «soviética» y criticó que «se obligue a los españoles a doblegarse» al ahorro. «Es lo que se les ha ocurrido. También podrían habernos obligado a apagar la luz a las diez de la noche o a vivir dos familias por casa», comparó González Pons. Igualmente crítico fue el portavoz del PP en la Comisión de Seguridad Vial, Federico Souvirón, que se refirió al «último disparate» del Gobierno.

Por contra, las asociaciones de víctimas sí han aplaudido la decisión. La directora de Prevención de Accidentes de Tráfico (PAT), Eugenia Domenech, calificó la noticia de «muy buena», ya que hay que «tender a moderar la velocidad» para combatir los accidentes, informa Ep. Por su parte, la presidenta honorífica de Stop Accidentes, Ana María Campos, destacó que «no es lo mismo un choque frontal a 100 kilómetros por hora que a 120 o a 150 kilómetros por hora».

Por último, Francisco Canes, presidente de la Asociación Estatal da Víctimas de Accidentes DIA, espera que la decisión del Gobierno sea «beneficiosa tanto desde el punto de vista de la seguridad vial como desde el prisma medioambiental».