El INE revela que en España viven al menos un millón de inmigrantes irregulares

Baleares registra la mayor cuota de población foránea en relación a su población. Supone ya el 18%.

La Razón
La RazónLa Razón

MADRID- Al menos un millón de inmigrantes residen ilegalmente en España. Así se desprende de los datos definitivos del padrón a fecha 1 de enero de 2007 dados a conocer ayer por el Instituto Nacional de Estadística (INE) que, cruzados con el número de personas con tarjeta de residencia en esa misma fecha, dan una idea de la abultada bolsa de «sin papeles» que residen en España, mayor aún que la estimada cuando se hizo la última regularización de 2005. La cifra queda muy alejada de los datos facilitados por el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero que, en junio pasado, durante el debate del Estado de la Nación, calculó en 204.950 el número de personas que viven «sin papeles». Algunas organizaciones sociales habían elevado la cifra recientemente a los 700.000, mientras que el PP había hecho una estimación de un millón de indocumentados, que coincide con los datos que ahora se desprenden de la estadística del INE.

En concreto, la cifra de irregulares es resultado de la resta entre el total de empadronados (2.769.664, de los que se ha excluido a los ciudadanos con régimen europeo) y los que disponen de tarjeta de residencia (1.829.203, una cantidad en la que tampoco se ha incluido a los ciudadanos europeos, rumanos y búlgaros), con lo que el resultado arroja un total de 940.461 inrregulares.

La cifra no incluye a un número indeterminado de inmigrantes que han quedado fuera de la estadística porque no renovaron su inscripción en el padrón municipal, como marca la ley, pero siguen viviendo en España. Sólo en Madrid se estima que son 100.000, según la Consejería de Inmigración de la Comunidad de Madrid, con lo que la cifra de irregulares sería aún mayor. Los datos también contrastan en este caso con los que facilitó Rodríguez Zapatero en el Congreso de los Diputados ya que cifró en 120.000 el total en toda España de extranjeros que no habían cumplimentado el trámite (obligatorio cada dos años para los inmigrantes sin residencia permanente). Los datos del INE constatan que el 10 por ciento de la población española es extranjera, la cuota más alta de toda la Unión Europea.

Baleares es la comunidad autónoma que, en proporción al número de habitantes, tiene más población foránea. Representa el 18,45 por ciento del total de sus empadronados. Le siguen la Comunidad Valenciana (14,9%), Murcia (14,4%), y Madrid (14,2%).

Sin embargo, en términos absolutos, Cataluña se sitúa a la cabeza de población extranjera con un total de 972.507 personas que viven en esta autonomía, seguida de Madrid, con 866.910, y la Comunidad Valenciana (732.102). Por nacionalidades, la comunidad marroquí sigue siendo la que mayor peso tiene en España con 527.019 empadronados seguida, a una distancia cada vez más corta, de los rumanos con 527.019 inscritos en los ayuntamientos.

Con respecto a la población de las comunidades autónomas, Baleares es la región española que más proporción de habitantes inmigrantes tiene, con un 18,45 por ciento. En el extremo opuesto se encuentra Extremadura, donde sólo un 2,68% de sus habitantes son extranjeros.