Pedraz permite a la familia de García Lorca presenciar la apertura de su fosa

La Razón
La Razón FOTO: La Razón

Aunque el juez de la Audiencia Nacional Baltasar Garzón está de baja médica (tras someterse a una intervención quirúrgica) desde hace casi dos semanas, las diligencias para esclarecer el paradero de 114.000 de-saparecidos de la Guerra Civil y el franquismo siguen adelante. En sustitución de Garzón, su compañero Santiago Pedraz autorizó ayer a la familia de Federico García Lorca a presenciar la apertura de la fosa en la que supuestamente descansan los restos del poeta.
En una providencia, el magistrado da el visto bueno a que se lleven a cabo exhumaciones en cinco municipios. La familia de García Lorca -que está personada en la causa- había solicitado a Garzón que les permita asistir a la apertura de la fosa donde se creen que se encuentran los restos del poeta. Ahora, Pedraz no pone objeciones a que seis familiares cumplan su deseo de asegurarse in situ que respeta la privacidad del célebre poeta.
El titular del Juzgado de Instrucción número 1 de la Audiencia Nacional informa a la familia de Lorca que «las actuaciones se encuentran a su disposición en la Secretaría de este juzgado», así como «la forma y tiempo en que se va a practicar la exhumación de una fosa ubicada entre los términos de Víznar y Alfácar (Granada), permitiéndose su presencia durante las actuaciones». Además, ordena que se adopten las medidas necesarias que «aseguren la privacidad y la dignidad de las víctimas y de sus familiares», que encomienda al Juzgado de Instrucción Decano de Granada.
Privacidad de las víctimas No fue, sin embargo, la familia de García Lorca quien solicitó a la Audiencia Nacional la apertura de la fosa, sino la nieta de Dióscoro Galindo, un maestro que presumiblemente fue enterrado en el mismo lugar. El juez Pedraz permite también las exhumaciones en Villanueva de la Vera (Cáceres), en el columbario del Valle de los Caídos, en el cementerio general de Valencia, en los mallorquines de Porreres y Calviá y en el camposanto de Aguilar de la Frontera (Córdoba). Dado que los trabajos ya se han puesto en marcha en algunos puntos, el juez permite «su inicio, desarrollo o continuación». Respecto a otras peticiones de exhumación realizadas por la Asociación para la Recuperación de la Memoria Histórica, Pedraz le da 20 días de plazo para precisar el lugar exacto donde se encuentran las fosas y si los trabajos han comenzado ya. El pasado octubre, Garzón se declaró competente, con la oposición fiscal, para investigar las desapariciones de la Guerra Civil y el franquismo. Su competencia en el caso está pendiente de la decisión de la Sala de lo Penal, ante quien recurrió la Fiscalía.