Polémica en Argentina por escala de la presidenta Fernández en Seychelles

El Gobierno argentino calificó hoy de "mentiras"las acusaciones lanzadas en un programa televisivo que relacionaron una escala técnica de la presidenta, Cristina Fernández, en las Seychelles, en enero pasado, con una investigación judicial por presunto lavado de dinero.

El programa Periodismo para todos (PPT) viajó a ese archipiélago para mostrar presuntas conexiones de una sociedad establecida en dicho paraíso fiscal con la causa por supuesto lavado de dinero que tiene al empresario kirchnerista Lázaro Báez como principal imputado.

Según el conductor de PPT, Jorge Lanata, la sociedad Aldyne, con sede en las islas Seychelles, es investigada por la Justicia argentina por supuestos nexos con la financiera argentina SGI, que presuntamente sirvió para enviar dinero en negro al extranjero.

Lanata cuestionó entonces los motivos que llevaron a la mandataria argentina a realizar una escala de dos días, según dijo, en las Seychelles durante su gira oficial asiática el pasado enero.

El secretario general de la Presidencia, Oscar Parrilli, relacionó hoy las acusaciones de Lanata con una "campaña electoral que están montando para el 27 de octubre", en referencia a las elecciones legislativas previstas para ese día.

Las últimas encuestas, publicadas el domingo, vaticinan una clara victoria del opositor Sergio Massa en la provincia de Buenos Aires, el mayor distrito electoral de Argentina, con una ventaja mayor a los cinco puntos que obtuvo sobre el oficialista Martín Insaurralde en las primarias generales y abiertas del 11 de agosto.

"Lanata dice que la Presidenta estuvo dos días en las Islas Seychelles. Eso es absolutamente falso", dijo Parrilli en declaraciones a radio Vorterix.

El alto funcionario citó para contrarrestar esas afirmaciones el informe de la Casa Militar difundido por la Casa Rosada a través de Twitter que dice que Fernández hizo una escala técnica de 13 horas en el archipiélago entre el 21 y 22 del pasado enero.

El secretario de la Presidencia desmintió también otras afirmaciones del programa y acusó a Lanata de tener una intención "conspirativa"para poner a la presidenta "del lado de la corrupción, la ostentación y el lujo para que la gente la odie y le tenga bronca".

Lanata denunció una supuesta trama financiera para enviar a la banca suiza unos 55 millones de euros que está siendo investigada por la Justicia y tiene como principal imputado al empresario Báez, amigo personal del expresidente fallecido Néstor Kichner y de su viuda y sucesora, Cristina Fernández.

Además, el periodista motivó también la apertura de una segunda causa judicial que salpica al entorno presidencial tras la denuncia de la exsecretaria personal de Kirchner, Miriam Quiroga, quien aseguró haber visto bolsos con dinero en la Casa de Gobierno.

La corrupción es uno de los problemas que más preocupan a los argentinos, por detrás de la inseguridad, la inflación y el desempleo, según un sondeo publicado el mes pasado por la consultora Ipsos Mora y Araujo.