Díaz busca reforzar el apoyo de Cs en un momento de debilidad

La presidenta cita a Juan Marín en San Telmo para impulsar el acuerdo de investidura. Acentúa su perfil institucional y fija el debate sobre la comunidad para el 7 y 8 de junio

La presidenta de la Junta reunió ayer a su Comisión Ejecutiva Regional para activar la convocatoria del congreso del PSOE andaluz para el 28 y 29 de julio
La presidenta de la Junta reunió ayer a su Comisión Ejecutiva Regional para activar la convocatoria del congreso del PSOE andaluz para el 28 y 29 de julio

La presidenta cita a Juan Marín en San Telmo para impulsar el acuerdo de investidura. Acentúa su perfil institucional y fija el debate sobre la comunidad para el 7 y 8 de junio

Susana Díaz necesita tiempo para recomponer su imagen tras perder las primarias del PSOE. Su hoja de ruta inicial pasaba por liderar su partido y preparar la transición al frente de la Junta de Andalucía y del PSOE andaluz de manera pausada, jugando con los tiempos que una posición de poder al frente del principal partido de la oposición en España le permitía. Ese plan saltó el domingo por los aires de manera traumática, tras la contundente victoria de Pedro Sánchez. En un momento de debilidad política necesita recomponer su estrategia, mantener su posición al frente del socialismo andaluz y asentarse en la presidencia de la Junta de Andalucía.

Para esto último, Díaz necesita de la complicidad de Ciudadanos más que nunca. Por ese motivo, el portavoz de la Junta de Andalucía, Miguel Ángel Vázquez, anunció que hoy la jefa del Ejecutivo andaluz recibirá en el Palacio de San Telmo al presidente y portavoz del grupo parlamentario de Cs, Juan Marín. La formación naranja permitió a Díaz desbloquear su investidura y ha apoyado los dos presupuestos autonómicos de la legislatura. A cambio, se ha presentado ante la opinión pública como una formación responsable y que aboga por la «estabilidad», pero no ha logrado que medidas concretas recogidas en el acuerdo firmado se cumplan al ritmo deseado. Incluso algunas reformas, como la bajada del tramo autonómico del IRPF o la modificación del impuesto de sucesiones y donaciones han sido muy limitadas.

Ciudadanos exigió el lunes a la Junta una «sexta marcha» para cumplir el acuerdo de investidura suscrito con el PSOE. También reclamó una reunión extraordinaria de la comisión de seguimiento del acuerdo de investidura en la primera quincena del mes de junio y a la que asistirá el secretario general de Ciudadanos, José Manuel Villegas. La reacción de Díaz ha sido citar a Marín para hoy a una reunión bilateral por decisión propia y de manera independiente a la petición que le realizó el líder de esta formación, como aseguraron fuentes de Cs a este periódico. Por tanto, es la presidenta de la Junta la que provoca el encuentro y no al revés, para sellar el entendimiento con su socio en esta legislatura, ya que si Cs cumple sus repetidas amenazas de retirarle el apoyo parlamentario, la debilidad de Susana Díaz se acrecentaría en un momento político delicado.

De hecho, el portavoz del Ejecutivo andaluz admitió que esta cita no tendrá continuidad con el resto de formaciones políticas. Al Palacio de San Telmo sólo está invitado Ciudadanos. Partido Popular, Podemos e IU fueron al inicio de la legislatura y no han vuelto a ser convocados, ni, de momento, lo serán.

El resto de partidos tendrá su oportunidad en el Parlamento de Andalucía. La Junta anunció que el esperado Debate sobre el Estado de la Comunidad se celebrará los días 7 y 8 de junio, una semana antes del Congreso federal del PSOE, previsto para los días 17 y 18 de ese mes.

La reunión con Cs y la rendición de cuentas en el Parlamento son las dos medidas inmediatas del Gobierno andaluz para mostrar que Díaz vuelve a estar «centrada» en Andalucía. Vázquez también defendió lo hecho en estos dos años desde las elecciones de 2015, sustanciado en 25 iniciativas legislativas, 14 proyectos de ley y 11 decretos ley. Igualmente mostró la disposición del Ejecutivo a cumplir «al cien por cien» lo firmado con Cs. «Ése es el objetivo de la reunión», dijo.