El PSOE registra 57.000 firmas en contra de los recortes sociales

La Razón
La RazónLa Razón

Valladolid- El Partido Socialista de Castilla y León registró en las Cortes un total de 57.000 firmas ciudadanas recogidas desde el mes de enero por toda la Comunidad en contra de los recortes en Sanidad y en Dependencia, con el propósito de hacérselo llegar al presidente de la Comunidad, Juan Vicente Herrera, y con el objetivo de que la Junta dé marcha atrás en las políticas de índole social que están llevando a cabo en la actaulidad. Con ello, se presenta una moción por parte del Grupo Socialista, donde entre otras cuestiones instan al Hemiciclo el requerimiento al Gobierno central de la eliminación del «copago farmacéutico» por parte de los pensionistas; la implantación de la atención sanitaria continuadad en los centros de urgencia rurales; la eliminación del copago del transporte sanitario o la elaboración y puesta en marcha de un plan urgente de reducción de las listas de espera. La secretaria autonómica de Servicios Sociales, Marta Olmedo, indicaba que son «casi 60.000 personas en Castilla y León las que dice un 'no' rotundo a los recortes y sí a las políticas públicas. El portavoz en la materia socialista, Jorge Félix Alonso, quien señalaba que desde el mes de agosto de 2012 la cifra de grandes dependientes atendidos en Castilla y léon ha caído en 2.211 personas y otras 750 en el conjunto del sistema, mientras que el número de personas atendidas en plazas residenciales también ha bajado, con 688 menos, y en los centros de día el descenso es de 316. Además, Alonso advertía de que a estos recortes hay que sumar «dos nuevas amenazas» para la Ley de Dependencia, como el recorte de otros 2.100 millones de euros en el Plan del Gobnierno Popular presentado en Bruselas o la Ley de la Administración Local, que «apuesta por la eliminación de los servicios sociales» y suponen «un paso más para la privatización». Estos ajustes «se alejan más de la gente y pierden toda su esencia social», afirmaba Alonso.

Cinco mil beneficiarios más

La consejera de Familia, MIlagros Marcos, por su parte, negaba que los recortes hayan provocado una reducción de las personas dependientes atendidas y, por el contrario, aseguraba que en lo que llevamos de año, se han incorporado más de cinco nuevos dependientes al sistema regional. Además, recordaba a los socialistas que en los dos últimos años el presupuesto que la Consejería destina a esta materia no ha variado.