La FRMP culmina una legislatura centrada en «atender a las personas sin dejar a nadie atrás»

Su presidente, Alfonso Polanco, pone en valor la atención a las personas en riesgo de exclusión social

La legislatura acaba ya para la Federación Regional de Municipios y Provincias (FRMP) de Castilla y León que, en los últimos cuatro años, ha estado especialmente centrada en atender a las necesidades de las personas que viven en sus localidades, «desde la igualdad de oportunidades y sin dejar a nadie atrás».

Así lo aseguró su presidente y alcalde de Palencia, Alfonso Polanco, quien dirigió la última reunión de la Comisión Ejecutiva de la entidad y defendió que «ha sido una etapa satisfactoria» en todas las áreas en las que trabaja, en el ámbito reivindicativo y representativo, en el plan de formación y en el plano social.

Entre las medidas desarrolladas dentro de esta agenda social, destacó el protocolo alcanzado con la Consejería de Familia para evitar que las empresas suministradoras de agua y energía corten el suministro a las familias en situación de necesidad.

«Este ha sido uno de los grandes logros», afirmó Polanco, quien recordó que la FRMP y los servicios sociales de los diferentes ayuntamientos «han sido capaces de canalizar un sistema para evitar estas situaciones y para trabajar con el fin de que las personas puedan salir de su situación de vulnerabilidad».

Otro de los logros fue el acuerdo con la Junta para mejorar el servicio de Ayuda a Domicilio y Teleasistencia y la reducción del copago en un 20 por ciento a las personas que reciben estos servicios. «Además hemos conseguido que las personas con rentas inferiores a 500 euros puedan acceder a los mismo de forma gratuita», agregó.

También se refirió a la colaboración en los planes de empleo que han puesto en marcha los consistorio «con magníficos resultados»; a la gestión de parques de vivienda de alquiler públicos; a la erradicación del chabolismo; y a la formación de niños y jóvenes «en el espíritu de Unicef» promoviendo la adhesión de ayuntamientos y diputaciones a este «marchamo de calidad».

Por último, se refirió a la recuperación de la financiación para las entidades locales para impulsar la red de escuelas infantiles y la actividad en la lucha contra la violencia machista, con foros y jornadas y campañas puntuales durante las fiestas patronales.

Además de la aprobación de numerosas mociones para la inversión del superávit, en defensa de la prisión permanente revisable o para lograr una prueba única de acceso a la universidad y destacar el papel de los consistorios e instituciones provinciales en estos 40 años de democracia española.

Por último, incidió en la labor de entendimiento de todos los grupos políticos de este órgano.