Olam plantea 60 despidos en sus dos factorías de Palencia y Villamuriel

La Razón
La Razón FOTO: La Razón

La multinacional asiática Olam International planea un expediente de despido colectivo para 59 trabajadores de SEDA Solubles en Palencia y Villamuriel de Cerrato, que incluye movilidad geográfica y modificación sustancial de las condiciones de trabajo, con rebajas salariales.

La multinacional asiática Olam International planea un expediente de despido colectivo para 59 trabajadores de SEDA Solubles en Palencia y Villamuriel de Cerrato, que incluye movilidad geográfica y modificación sustancial de las condiciones de trabajo, con rebajas salariales. Fuentes sindicales informaron que el Comité Intercentros había recibido ayer el informe elaborado por la compañía, que adquirió la unidad productiva de SEDA Solubles de Palencia por 38,2 millones de euros, y que contiene un plan industrial para la cafetera palentina.

En total, la multinacional asiática propone un ERE extintivo para 73 de los 300 empleados de la empresa repartidos entre Palencia, Villamuriel de Cerrato y Madrid. De ellos, 34 corresponden a la envasadora de Villamuriel, 25 al centro de Palencia y otros catorce a las oficinas de SEDA Solubles en Madrid.

Asimismo, la empresa propone a los representantes de los trabajadores una rebaja sustancial de los sueldos, que oscila entre el 10 y el 15 por ciento, en función de las características del puesto laboral.

Fuentes de los representantes de los trabajadores indicaron a Efe que ya ha comenzado el periodo de consultas y tanto Empresa como Comité Intercentros han sido llamados a una nueva reunión dentro de siete días.

La plantilla de SEDA cuenta aún con 300 trabajadores, incluyendo el medio centenar de las oficinas centrales de Madrid, que durante más de un año vieron peligrar sus puestos de trabajo e incluso las factorías llegaron a parar durante dos meses.