El mundo de la cultura rechaza la sentencia

Algunos teatros y salas suspendieron su programación como protesta

Algunos teatros y salas suspendieron su programación como protesta

Nuestra función en la sociedad como agentes culturales nos lleva hoy a reclamar la libertad para las personas encarceladas y a incentivar a nuestros representantes políticos a encontrar soluciones para futuros pactos de convivencia en los que la criminalización de las ideas esté completamente descartada”, apuntan.

Otras entidades han realizado su propio comunicado sobre el fallo judicial. Es el caso del festival Primavera Sound que apoyó el diálogo, además de alertar del precedente peligroso que sienta la criminalización de movimientos pacíficos. Igualmente el Orfeó Català aseguró que la sentencia "empeora la situación de país y aleja de la resolución del conflicto"mientras que el Festival de Sitges quiso hacer pública sus solidaridad y apoyo con los condenados, apuntando a que "la libertad, el diálogo y la tolerancia constituyen el único camino posible para resolver el conflicto entre Cataluña y el Estado". Pot su parte, el Gran Teatre del Liceu también reclamó diálogo político como única vía para la resolución urgente del conflicto, aunque mantuvo su actividad del día porque el coliseo barcelonés es “un espacio abierto a la libertad de expresión”.

Sí hubo salas que suspendieron su programación, como el Centre de Cultura Contemporànea de Barcelona (CCCB), la Nau Bòstik y la Sala Flyhard.