El Síndic exige que el Govern gestione Cercanías pero no garantiza mejoras

Ribó culpa a Renfe de «atentar contra los derechos de las personas» por las múltiples averías y retrasos.

Un informe recoge todas las quejas y deficiencias, que según las plataformas de afectados, sufren las líneas R3, R12, R15 y R16.
Un informe recoge todas las quejas y deficiencias, que según las plataformas de afectados, sufren las líneas R3, R12, R15 y R16.

Ribó culpa a Renfe de «atentar contra los derechos de las personas» por las múltiples averías y retrasos.

El Síndic de Greuges, Rafael Ribó, exigió ayer al Gobierno el traspaso «total e integral» del servicio ferroviario de Cecanías y Regionales a la Generalitat tras hacer un análisis demoledor de sus infraestructuras. Ribó culpó directamente al Ministerio de Fomento de las múltiples averías, incidencias y retrasos que sufren sus usuarios y de «atentar contra los derechos de las personas».

La Generalitat presentó en febrero un plan con los pasos que quiere dar para quedarse con la totalidad del servicio de Cercanías, regionales y AVE (que incluye la propiedad de los trenes de Renfe y las catenarias y estaciones de Adif). No obstante, el defensor del pueblo catalán, no puedo ayer asegurar que con el traspaso completo de las competencias al Govern se fueran a solucionar todos los problemas que presentan. Al menos, dijo, «así se podrán exigir responsabilidades con inmediatez».

El acto de ayer, no obstante, era sólo un adelanto de un informe que el Síndic presentará a mediados de octubre. El documento, que ya está en manos de los grupos del Parlament y del ministro de Fomento en funciones, recoge todas las quejas y deficiencias, que según las plataformas de afectados, sufren las líneas R3, R12, R15 y R16.

Ayer acompañaron a Ribó los portavoces de las asociaciones ««Perquè no ens fotin el tren» –la traducción literal es «Porque no nos jodan el tren»–, «Trens Dignes de les Terres de l’Ebre» y «Trens Dignes de Lleida». Los tres hablaron en nombre de los usuarios afectados por las deficiencias de las líneas R3 (entre Puigcerdà y Barcelona), R12 (l’Hospitalet de Llobregat-Lleida), R15 (Fayón y Riba-roja d’Ebre-Barcelona) y R16 (Tortosa-Barcelona).

«Graves deficiencias»

Sobre la línea R3, la que cubre el trayecto Puigcerdà-Barcelona, las plataformas exigen la racionalización de los horarios para adaptarlos «a las necesidades de la gente del territorio» y que se solucionen los problemas de accesibilidad para la gente con movilidad reducida. «No nos sirve de nada que Renfe diga que está cumpliendo con el 40% de los compromisos que tiene para 2020 cuando en la R3 la accesibilidad de los trenes es cero», denunció la portavoz de «Perquè no ens fotin el tren», Montse Ayats, que también pidió el desdoblamiento de las vías, ya que casi todos los tramos son de vía única.

Por su parte, la representante de «Trenes Dignes de l’Ebre», Montse Castellà, mostró su malestar por la falta de trenes por las mañanas en la R15 para desplazarse a Barcelona, con cuatro horas de espera entre los trenes, y los retrasos en la R16. «Entre el 11 de julio y el 11 de septiembre se han producido 20.116 minutos de retraso», se quejó Castella, que quiso agradecer al Síndic su lucha para la rebaja de las tarifas en esta línea.

En cuanto a la R12, la que cubre l’Hospitalet con Lleida, el representante de la plataforma «Trens Dignes de Lleida», Marc Tostado, denunció la falta de frecuencia aseverando que «es la que menos tiene en toda Cataluña, con un tren cada seis horas en dirección Barcelona», la reducción de la velocidad en varios tramos y la obsolescencia de los convoyes.