La Fiscalía crea una sección contra la discriminación

La sección integrada en Valencia la compondrán dos fiscales

En una imagen de archivo, la fiscalía provincial de Valencia
En una imagen de archivo, la fiscalía provincial de Valencia

La fiscal jefe provincial en funciones, Teresa Gisbert, ha emitido un decreto por el que establece la creación de la Sección Especializada de Tutela Penal de la Igualdad y Contra la Discriminación que ayude a la «persecución de conductas que atenten contra el principio de igualdad consagrado en la Constitución o que promuevan o realicen actos de discriminación de personas o grupos de personas por razones de carácter étnico, racial, religioso, ideológico, de identidad sexual o de similar naturaleza».

Dicha sección de la Fiscalía Provincial de Valencia se encargará de las diligencias de investigación penal que se inicien por infracciones penales caracterizados por la discriminación, cuando ésta se produzca por razones de odio, miedo o aversión por su pertenencia a un determinado colectivo, según su lugar de nacimiento, origen racial o étnico, sexo, religión, convicción u opinión, edad y discapacidad, orientación o identidad de género, o por discriminación, atacando el bien jurídico protegido de la igualdad de trato y no discriminación.

Según la orden de la fiscal jefe en funciones, la sección de la Fiscalía asumirá también las causas que puedan ser constitutivos de delitos o faltas cometidas contra el artículo 22.4 del Código Penal de motivos discriminatorios.

Además, la sección, integrada por dos fiscales de los que uno ejercerá de coordinador, efectuará un seguimiento de los procedimientos penales incoados por esta materia y se encargarán de unificar los criterios de actuación de los fiscales.

Estos dos fiscales serán los de referencia para encargarse no solo de las denuncias, sino también de las relaciones con las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, especialmente la Brigada de Información de la Policía Nacional, que investiga estos delitos y para establecer criterios de actuación.

Además, dispone la fiscal jefe que se coordinen con la Sección de Criminalidad Informática cuando los atentados a la igualdad y los actos discriminatorios se realicen a través de las tecnologías de la información y la comunicación.

Los fiscales especializados también mantendrán contactos con las diversas organizaciones y asociaciones entre cuyos fines se encuentra la lucha contra las personas y grupos que realizan, incitan o provocan actos y acciones que atentan a la igualdad y supongan la discriminación de personas.

El decreto, que fue puesto en conocimiento de los miembros de la Fiscalía provincial de Valencia el pasado jueves conlleva de forma implícita la convocatoria de esas dos plazas para los fiscales en ejercicio que estén interesados en ocuparlas, y entronca con una recomendación emanada de la propia Fiscalía General del Estado, donde sí existe una sección encargada de los delitos de discriminación.