Política

Defensa Mellet alega que Mercasevilla en vez de acusarle por el ERE debería “aplaudirle”

Queda visto para sentencia el juicio contra el ex director de la lonja -que se enfrenta a 24 años de prisión- y otros 13 acusados por prevaricación, malversación y falsedad documental

El ex director de Mercasevilla, Fernando Mellet / Foto: Manuel Olmedo
El ex director de Mercasevilla, Fernando Mellet / Foto: Manuel Olmedo

Queda visto para sentencia el juicio contra el ex director de la lonja -que se enfrenta a 24 años de prisión- y otros 13 acusados por prevaricación, malversación y falsedad documental

La defensa del ex director de Mercasevilla Fernando Mellet, que se enfrenta a 24 años de prisión acusado de prevaricación, malversación y falsedad documental por pagos ordenados en la lonja presuntamente arbitrarios y sin autorización de los órganos de gobierno -entre ellos indemnizaciones extra de entre 15.000 y 72.000 euros a nueve prejubilados en el ERE de 2007 también acusados- terminó su informe final alegando que “es absolutamente increíble que el señor Mellet está aquí sentado por algo por lo que Mercasevilla le tenía que estar aplaudiendo”.

El juicio contra Mellet, los 9 ex trabajadores, el presidente de la asociación de mayoristas de Pescado Antonio Vela y su hija Carmen Vela -que recibió una beca de la Fundación Mercasevilla-, y dos responsables de la empresa Hermes Consulting -que cobró 60.000 euros por un informe de “folio y medio” para captar subvenciones públicas para el ERE, ha quedado visto para sentencia en la Audiencia Provincial tras 16 sesiones. Tras concluir con su informe el abogado José Manuel Carrión, que representa a Mellet, ninguno de los acusados hizo uso de su derecho a la última palabra. El tribunal prevé que la sententencia tarde al menos dos o tres meses, por lo que podría coincidir con la campaña de las elecciones municipales de mayo.

En su informe, la defensa de Mellet insistió en que no se dan los requisitos para hablar de prevaricación porque Mercasevilla es una sociedad mercantil sujeta al Derecho Privado -está participada al 51,4% por el Ayuntamiento de Sevilla- y Mellet no era funcionario público sino que tenía un contrato mercantil. Por su cargo, era competente para los pagos que ordenó sin tener que someterles a los órganos de dirección de la lonja, como las indemnizaciones extra que ofreció a los 9 trabajadores procesados cuyas plazas fueron amortizadas como deseaba Mercasa (el otro socio de la lonja).

Según su letrado, ello supuso un ahorro a la sociedad de 201.000 el primer año que pasó luego a 540.000 y el alcalde entonces, el socialista Alfredo Sánchez Monteseirín, y el delegado de Comercio Gonzalo Crespo “le dieron la enhorabuena porque había sido un ERE no traumático”.

Tampoco hubo malversación, según la defensa de Mellet, porque “no son caudales públicos y no ha existido dispendio, liberalidad o actuación en beneficio de alguien, todo lo contrario, siempre actuó en interés de la empresa” y no existió falsedad documental porque “ha quedado demostrado que la realidad de los servicios prestados es absoluta”, en cuanto a lo pagado a la asociación de mayoristas de pescado por proyectos para el traslado de la lonja, le beca de Carmen Vela o los trabajos de Hermes Consulting.

Mellet, que ya fue condenado a 21 meses de inhabilitación y 600.000 euros de multa por cohecho al pedir mordidas a dos empresarios por una adjudicación -la denuncia de éstos fue el germen del caso ERE- y absuelto en el juicio por la venta de sueltos del mercado. En este juicio, junto a los 24 años de prisión que la Fiscalía y Mercasevilla pide para él, el Ministerio Público reclama tres años y medio para los 9 ex trabajadores (Mercasevilla no pide cárcel para ellos, solo responsabilidad civil), así como para Carmen Vela, cuatro años para Antonio Vela y cuatro y medio para los responsables de Hermes Consulting. Las defensas solicitan la libre absolución.