La mitad de los murcianos no sabe cambiar un neumático

Según el estudio del Foro de Movilidad, un 20 por ciento no sabrían comprobar y reajustar la presión de los neumáticos del vehículo por sí mismos

Imagen del neumático de un vehículo.
Imagen del neumático de un vehículo. EUROPA PRESS

La mitad de los murcianos no saben cambiar el neumático de sus coches y un 20 por ciento considera que ni siquiera sabrían comprobar y reajustar su presión por sí mismos. Así lo señala la VI Radiografía del Foro de Movilidad de Alphabet, cuyos resultados recogen que son muchos los murcianos que afirman no saber realizar diferentes acciones necesarias para garantizar una correcta revisión de su vehículo.

En fase 1 de la desescalada son muchos los vehículos que volverán a circular tras haber estado parados más tiempo de lo habitual. Aunque antes, realizar una revisión adecuada de ciertos aspectos que incurren en la seguridad es fundamental, así como mantener un adecuado mantenimiento preventivo, no solo para los que volverán a ponerse en marcha, sino también para los que tengan que seguir aparcados durante unos días más.

Antes de poner en marcha el vehículo se debe realizar las comprobaciones adecuadas para asegurar que no sufra ninguna anomalía y poder circular con seguridad. Uno de los puntos clave son los neumáticos. De hecho, su presión es un punto importante a tener en cuenta, si se tiene previsto volver a utilizarlo tras un tiempo inmovilizado. Chequear que cuentan con la presión adecuada es fundamental. Sin embargo, según el estudio del Foro de Movilidad, un 20 por ciento de los murcianos no sabrían comprobar y reajustar la presión de los neumáticos del vehículo por sí mismos.

También hay que comprobar visualmente que los neumáticos se encuentran en buen estado, por si existiera algún objeto clavado, o para verificar que el desgaste de la banda de rodadura se encuentre, como mínimo, con una profundidad de 2 milímetros. De lo contrario, habría que sustituirlos por unos nuevos. En este sentido, un 51 por ciento de los ciudadanos de Murcia reconocen no saber cambiar una rueda.

La batería también es un elemento clave, ya que de su buen estado depende el funcionamiento correcto del vehículo. Arrancar el coche unos días antes de comenzar a moverlo nos permitirá comprobar que el vehículo se mantiene en perfectas condiciones.

Otros aspectos, como comprobar que tanto el líquido refrigerante como el nivel del aceite se encuentran en unos niveles óptimos, son también consideraciones a tener en cuenta para asegurar que el coche se encuentra en buen estado antes de volver a utilizarlo.

Ante esto, la compañía aconseja revisar el líquido refrigerante, al menos una vez al mes, y siempre con el motor en frío. Una vez localizado su depósito, cuyo tapón suele ser azul o negro, se debe mirar que el líquido encontrado en el interior del mismo se encuentra entre las dos marcas de máximo y mínimo, marcadas en su exterior.

Sin embargo, según la VI Radiografía del Foro de Movilidad, un 41% de los conductores murcianos reconocen no saber revisar correctamente el líquido refrigerante. Con respecto al nivel del aceite, un 32,5% tendrían problemas en comprobarlo y rellenarlo.

Para ello, se deberá introducir la varilla de medición en su depósito, siempre y cuando el motor esté totalmente frío, y comprobar dónde se encuentran los restos de aceite, dependiendo de las marcas de la varilla. Si el nivel del aceite se encuentra alto, la compañía recomienda acudir al taller para comprobar que el vehículo no ha sufrido ninguna avería provocada por ese exceso.

Tras revisar que todos los niveles se encuentran correctamente, Alphabet aconseja mantener el motor encendido unos momentos antes de poner el vehículo en circulación para que todos los componentes puedan lubricar correctamente.

Con el fin de mantener los neumáticos en buen estado, Alphabet recomienda rodarlos de una a dos veces al mes, con el fin de cambiar su posición y los puntos de presión ejercidos sobre los mismos, evitando así deformaciones.

Para hacer esto no es necesario desplazarse con el vehículo, sino que bastará con aplicar estas recomendaciones dentro del espacio privado donde este se encuentre aparcado o aprovechar alguno de los desplazamientos permitidos, sin necesidad de bajar a la calle solamente para realizar este tipo de maniobras. También se recomienda el inflado de al menos un 25% por encima de su nivel, dependiendo de cada modelo.

La batería

Con respecto al estado de la batería, este es uno de los elementos que más hay que cuidar, si no se va a utilizar el coche durante un tiempo. Bien es cierto que cuanto más nueva sea la batería, menos riesgo habrá de que el motor no arranque cuando se vuelva a conducir el vehículo. No obstante hay que seguir una serie de recomendaciones para preservar la vida de las mismas, tanto para el caso de vehículos de combustión tradicional, como los de energías alternativas.

Si se trata de vehículos convencionales e híbridos no enchufables, es recomendable realizar arranques puntuales de entre 15 y 20 minutos cada diez días y sin necesidad de mover el vehículo, siempre que las condiciones lo permitan, es decir, que el espacio donde se encuentre el mismo esté ventilado. En el caso de no poder hacerlo en un espacio ventilado, se desaconseja realizar este tipo de ejercicio, del mismo modo que insiste en que no se debe de bajar a la calle solo para realizar este tipo de maniobras.

En cuanto a la desconexión de la batería, Alphabet no recomienda hacerla por varios motivos, como por ejemplo la posible rotura de componentes del vehículo si no se hace adecuadamente o la posibilidad de que el vehículo sufra algún problema.

En cambio, si el vehículo fuera un híbrido enchufabe o un eléctrico, propone que este estacionamiento prologando se realice con el cargador siempre conectado, siendo el propio coche el que gestione la recarga para evitar la descarga de las baterías y tratando de asegurar que la batería esté cargada entre un 70-80 por ciento preferiblemente, para alargar con ello su vida útil.

El Foro de Movilidad, que ha cumplido su VI aniversario y que está impulsado por Alphabet, tiene como objetivo investigar, analizar y difundir los hábitos, inquietudes y necesidades de desplazamientos de los ciudadanos españoles, permite a la industria, a las empresas del sector y a la Administración Pública ofrecer nuevas soluciones que optimicen la movilidad de los ciudadanos.