Los estudiantes murcianos volverán a las aulas de forma presencial en septiembre

En el caso de que no se pueda asegurar la distancia mínima de 1,5 metros entre los alumnos, estos deberán utilizar mascarilla

En el caso de que no se pueda garantizar una distancia mínima de 1,5 metros entre los estudiantes, estos tendrían que hacer uso de la mascarilla en clase. Ese es uno de los puntos que la Consejería de Educación ha aceptado para dar luz verde a la propuesta del Ministerio en la hoja de ruta para que los alumnos de la Comunidad vuelvan a las aulas de forma presencial el próximo curso. «Si trabajamos con la idea de una vuelta a las aulas normal, pero con medidas higiénico-sanitarias, no tiene sentido que los niños estén este verano jugando juntos, asistiendo a reuniones familiares y con el país en una vuelta a la normalidad, y pretender que en septiembre, esos niños no puedan asistir juntos a clase».

Así lo dijo hoy la consejera del ramo, Esperanza Moreno, tras la Conferencia Sectorial de Educación con el resto de comunidades autónomas, donde ha aceptado el borrador del protocolo de medidas sanitarias propuesto por el Ministerio, y elaborado por Sanidad.

Además, la consejera también se ha referido a los fondos que le han sido asignados a la Región de Murcia por parte del Gobierno central. «De los 2.000 millones de euros que se repartirán entre las comunidades para gasto educativo, aún no se ha anunciado la parte que corresponde a nuestra comunidad».

Al mismo tiempo, ha destacado que si la pretensión del Ministerio es que todas las aulas tengan en torno a 15 alumnos, «esto exigiría en nuestra comunidad un gasto adicional de 900 millones de euros. Se trata de un gasto absolutamente inasumible, dada la infrafinanciación que sufre la Región de Murcia».

Educación concertada

Moreno ha hecho también mención a la educación concertada, al asegurar que le «inquieta» que desde el Gobierno central solo se haya mencionado el reparto de fondos para los centros públicos. «Se trata de un nuevo ataque a estos centros a los que cada curso acuden más de 77.000 alumnos de la Región, y en los que trabajan 6.000 docentes. ¿Acaso estos alumnos no tienen derecho a que se les aseguren las condiciones adecuadas en sus centros educativos?».

Por otra parte, también ha recordado que la Región es «una de las pocas comunidades de España» que desarrolla un plan de clases en horario extralectivo, «con el objetivo de prestar una ayuda extra a los alumnos que la requieren».

Por ello, ha anunciado que para el próximo mes de julio se va a poner en marcha un nuevo Programa que se extenderá desde Quinto de Primaria hasta Segundo de Bachillerato para los alumnos que necesiten apoyo como consecuencia de la «especial situación vivida» por la crisis del coronavirus.

De esta forma, los centros podrán desarrollar el programa en formato presencial para los dos cursos terminales, como Sexto de Primaria y Cuarto de ESO.

En el resto de cursos, las sesiones docentes se desarrollarán de forma telemática, y los centros habilitarán un sistema de préstamo de material informático para aquellos alumnos y docentes que acrediten no disponer de los medios necesarios.

«No hay capacidad en el sistema educativo»

El consejero de Salud, Manuel Villegas, ha alertado hoy de la escasa capacidad de los centros educativos para retomar la actividad lectiva en septiembre cumpliendo con las normas de seguridad. «Es inasumible, y soy partidario de que se adopten otras medidas». A su juicio, el sistema educativo de la Región de Murcia no tiene capacidad para absorber 2 metros de distancia entre alumnos en las escuelas.