Compromiso o «flow»

Allá donde el ser humano no llega, llega su espíritu, sus ganas de superarse y su fe

Irene Villa

Esta semana ha tenido lugar en Alicante el primer Congreso Provincial sobre el Voluntariado: «Personas con Propósito». Y hoy, día internacional de personas con discapacidad, comienza nuestro proyecto estrella: La flor dulce de Navidad, por la inclusión laboral de personas con discapacidad intelectual.

La clave es una actitud proactiva, útil, efectiva y apasionada.

Seligman, considerado el padre de la psicología positiva, habla de cinco pilares que no hemos de perder de vista: las emociones positivas, el compromiso o «flow» (atención plena: pon los cinco sentidos en aquello que hagas), la relaciones personales positivas (ya que afectan a algo tan importante como es la autoestima y la autoeficacia), el sentido de la vida o propósito (¿quién podría encontrarse sin brújula? Si aún no sabes a dónde vas hazte una sencilla pregunta: qué te gustaría que dijeran de ti cuando ya no estés aquí?) y los logros (para perpetuar el bienestar es importante plantearse objetivos que podamos alcanzar).

Cuando sólo encontramos motivos para quejarnos, despotricar o sufrir, detengámonos para encontrar eso que nos falta y conectémonos con algo más grande que nosotros: Dios, universo o energía, para algo fundamental: reponer fuerzas y volver a creer.

Porque allá donde el ser humano no llega, llega su espíritu, sus ganas de superarse y su fe. Las investigaciones científicas demuestran que la práctica diaria de rezar (incluyo en este ejercicio habitual esa bonita costumbre de dar gracias por todo lo vivido durante el día, hablar uno mismo o mandar buenas energías a quienes están atravesando su desierto particular) consigue logros tan maravillosos como reducir el estrés y aumentar la energía positiva.

Por ello no quiero terminar sin recomendaros una película que se estrena hoy y que os llenará el alma, ¡aviso que no podréis dejar de reír y llorar casi al mismo tiempo! : «Tengamos la fiesta en paz», la película del año sin duda. ¡Saldrán «a tope de flow»!