Con la cabeza en Europa

Está claro que este Madrid tiene puesta la cabeza en la «Champions», en la deseada «Décima» que este año podría llegar, aunque desde luego fácil no lo vamos a tener. El empate en Zaragoza de este sábado, mientras el líder empataba en Vigo, deja en evidencia que los blancos no tienen presión por la Liga, es más, no quieren esfuerzos extra que les distraiga de los grandes objetivos: la «Champions» en Europa y la Copa del Rey en España.

Me apunto al sentido práctico del fútbol. Es mejor poner toda la carne en el asador en dos competiciones que se pueden ganar que apretar en una Liga en la que el Barça está a muchos puntos. De todas formas, dejar pasar la Liga de esta manera tiene un condicionante inexcusable: ganar la «Décima» y, además, la Copa del Rey.

Este miércoles será el primer envite. En cuartos de final frente al Galatasaray en el Bernabéu. Un partido en apariencia asequible; pero –¡ojo!– sólo en apariencia. Los turcos tienen oficio, buenos jugadores y han llegado hasta aquí por méritos propios. Por lo tanto, lo necesario es que el Madrid salga de este partido con la eliminatoria encarrilada para ir a Estambul con todo resuelto, y bien resuelto, a la espera de las semifinales donde puede pasar de todo. Ahí, en esa penúltima eliminatoria es donde el Madrid se jugará la temporada de verdad, donde no se permitirá ni un error. Ahora, en ésta, todo debería ser muy sencillo, el mejor síntoma de que la «Décima» es posible.