Un Gobierno que sólo aspira a permanecer

Gracias a otra antológica intervención de la ministra de Educación y portavoz del Gobierno, Isabel Celaá, los españoles hemos aprendido que la principal aspiración de los miembros del actual Ejecutivo socialista no es llevar a cabo la gestión de los asuntos públicos sino permanecer en el cargo. Así, al menos, justificó Celaá la aversión del presidente Pedro Sánchez a convocar elecciones, aunque no sea capaz de sacar adelante los Presupuestos Generales. El problema es que es Podemos quien tiene la llave.