Condenado a 18 años de prisión por matar a su expareja a golpes

La Audiencia de Alicante ha condenado a 18 años de prisión a un hombre acusado de matar a golpes a su expareja sentimental en el interior del bar que compartían en el municipio alicantino de Pilar de la Horadada, en junio de 2010. Así consta en una sentencia dictada por la sección séptima de la Audiencia Provincial, con sede en Elche, y facilitada hoy por el Tribunal Superior de Justicia de la Comunitat (TSJCV). El juicio por esta causa se celebró a mediados de octubre con jurado popular, que emitió un veredicto de culpabilidad tras la vista oral.

El procesado, de nacionalidad alemana y sin antecedentes penales en España, compartía el negocio hostelero con la víctima, con la que, además, había tenido una relación sentimental en el pasado. Según la resolución judicial, los hechos ocurrieron la noche del 15 al 16 de junio de 2010, cuando el acusado entró en el bar y, por sorpresa, abordó a la mujer, que en ese momento limpiaba la cocina, y la golpeó reiteradamente hasta la muerte con un objeto contundente. El cadáver de la víctima, también de nacionalidad alemana, fue hallado al día siguiente en el mismo lugar del establecimiento con seis heridas contusas en el plano posterior de la cabeza.

El acusado y la mujer fueron pareja de hecho entre septiembre de 2008 y marzo de 2009, y habían convivido juntos desde diciembre de 2008. Con posterioridad a la separación, indica la sentencia, habían hablado de volver a vivir juntos. La víctima estaba divorciada y no tenía hijos ni parientes cercanos. El tribunal le impone al procesado una pena de 18 años por un delito de asesinato, con la circunstancia agravante de parentesco, y el pago de una indemnización de 120.000 euros a los herederos de su excompañera sentimental, según el fallo, contra el que cabe interponer un recurso de apelación.