El año arranca con lluvia débil y un frente frío más intenso desde el sábado

El nuevo año arranca con lluvias débiles generalizadas en gran parte del país, que darán entrada desde el sábado a un frente frío más intenso que el de días anteriores, con un descenso moderado de las temperaturas y la cota de nieve, que bajará ligeramente por debajo de los mil metros en el norte.

Según la predicción especial de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) para las fiestas de fin de año y Reyes, las precipitaciones serán débiles a moderadas mañana en el cuadrante noroeste peninsular y persistentes en el oeste de Galicia.

Las lluvias se podrán extender de forma débil y dispersa a otros puntos de la Península pero sin llegar a afectar al litoral mediterráneo ni a Baleares, en donde sólo se esperan algunos intervalos nubosos.

Está previsto que este miércoles la cota de nieve se sitúe entre 1.200 y 1.500 metros en el tercio norte peninsular y las temperaturas asciendan sobre todo las nocturnas, con nevadas únicamente en zonas muy altas.

El viento soplará del suroeste fuerte en Galicia y área cantábrica y moderado en el resto. En Canarias se prevé tiempo estable con cielos poco nubosos, posibles calimas en las islas más orientales y vientos moderados del noreste.

Para el jueves y el viernes, se esperan nuevos frentes atlánticos que afectarán sobre todo al noroeste peninsular y al área pirenaica, que se alternarán con períodos de estabilidad.

Producirán precipitaciones débiles a moderadas en el cuadrante noroeste de la Península, a más persistente en el oeste gallego y el oeste de la meseta norte y del sistema central, disminuyendo la probabilidad hacia el este, siendo de nuevo el área mediterránea la zona con menor probabilidad de precipitaciones.

La cota de nieve se situará en valores altos, entre 1.800 y 2.000 metros. Las temperaturas continuarán en ascenso y no se esperan heladas. El viento será del suroeste moderado en general, con rachas fuertes a muy fuertes en el litoral de Galicia. En Canarias se prevé que continúe el tiempo estable con cielos poco nubosos y vientos moderados del noreste.

Para el sábado, se espera un frente frío más intenso que los días anteriores y afectará a la mayor parte de la Península y a Baleares, con lluvias y chubascos moderados, menos probables en el sureste peninsular, con un descenso moderado de las temperaturas y de la cota de nieve, que bajará hasta unos 900 o 1.000 metros en el norte y entre 1.100 y 1.800 en el resto.

Los vientos serán moderados a fuertes de componente oeste, con rachas muy fuertes en amplias zonas de las mitades norte y este peninsulares. Sin cambios en Canarias.

Para el final de las navidades, los días domingo 5 y lunes 6, es probable que lleguen más frentes atlánticos pero que sólo afectarán al noroeste y norte de la Península, con vientos de componente oeste, moderados en general, pero con rachas fuertes a muy fuertes en Galicia, ascenso de las temperaturas y nieve de nuevo sólo en cotas altas. Sin cambios importantes en Canarias.