Las asistencias nocturnas en carretera se elevan un 160% en verano

Un 60% de las asistencias se solucionan sin requerir la inmovilización del vehículo y permitiendo la continuación del viaje

Evolución mensual de las asistencias en carretera durante el pasado año
Evolución mensual de las asistencias en carretera durante el pasado año

Un tercio de las asistencias en carretera en verano se producen por problemas con la batería, sobre todo en días con altas temperaturas.

Las noches cobran protagonismo en las asistencias en carretera en los meses estivales, llegando a incrementarse un 160%. Así se desprende del último informe elaborado por Autoclub Mutua, perteneciente al Grupo Mutua Madrileña, con datos correspondientes a julio y agosto de 2015. En concreto, las asistencias nocturnas (entre las 0:00 y las 7:00 horas) llegan a representar en julio y agosto el 8% del total de las asistencias, cuando a lo largo del año se mantienen en el 3%.

“Las asistencias prestadas a vehículos revelan un cambio en las rutinas en verano. Los horarios de las asistencias se modifican de forma notable. Mientras en invierno más allá de las 9 de la noche son escasas las llamadas que recibimos solicitando servicio, en verano son muy frecuentes entre las 11 y la 1 de la madrugada, o incluso más, debido al cambio de hábitos de los conductores. Las asistencias nocturnas de un sábado tipo de febrero supusieron en 2015 un 2,1% del total. No obstante, en un sábado tipo de julio alcanzaron el 7,6% del total”, señalan desde Autoclub Mutua.

Los lunes al sol son clave

Los datos de Autoclub Mutua revelan también que el lunes es el día de la semana que mayor número de asistencias en carretera concentra en verano. En 2015, por ejemplo, el día récord de asistencias fue el 13 de julio, cuando se registraron un total de 3.678 incidencias, un 219% más que las computadas el 22 de febrero, que fue el día con menor registro de asistencias del año. “Ese día (13 de julio) concentró un buen número de factores que tiraron al alza de la siniestralidad: lunes, calor, cambio de quincena...”, explican desde la compañía.

Igualmente, los sábados por la mañana y los domingos por la tarde suelen registrar picos en las solicitudes de asistencia. “Además, suelen registrarse más percances en recorridos cortos, que en los trayectos de larga distancia”, añaden desde la compañía de asistencia en carretera del Grupo Mutua.

Las altas temperaturas son, en concreto, un factor que impulsa las asistencias. El mes de julio de 2015 fue el más cálido de la serie histórica, con una temperatura media de 26,5 grados centígrados, lo que justifica en buena parte el mayor número de asistencias en carretera registradas. En concreto, los periodos de temperaturas más altas se concentraron entre los días 3 y 9, del 12 al 24 y del 27 al 29 de julio, según la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET). En estos rangos, precisamente, se concentran también los días con mayores asistencias en carretera, según los datos facilitados por Autoclub Mutua.

Del mismo modo, la antigüedad del parque de vehículos y la falta de mantenimiento también aumentan la siniestralidad en los meses de verano. El uso del servicio de asistencia se incrementa cada año. Autoclub Mutua, la compañía de asistencia en carretera del Grupo Mutua Madrileña, atendió cerca de 750.000 asistencias en carretera en 2015, un 9% más que en el ejercicio anterior.

Fallo de las baterías

Respecto al origen de las incidencias, más de un tercio de las asistencias en carretera en verano se producen por fallo eléctrico, principalmente en la batería (+35,1%). El resto de incidencias tuvieron su origen en averías mecánicas y del motor (41%), neumáticos (11,9%), accidentes (6,2%) y por otros percances, como error de combustible (5,5%).

En concreto, en el apartado de averías mecánicas se incluyen incidencias en el sistema de refrigeración (radiador, manguitos, bomba de agua), en el sistema de alimentación (bomba combustible, inyección, etc) o relacionadas con el cambio de marcha, el sistema de frenos, los amortiguadores o la pérdida de aceite.

En verano también crece el número de asistencias que se reparan “in situ”. En agosto de 2015, por ejemplo, un 60,9% de las asistencias se solucionaron sin requerir la inmovilización del vehículo y permitiendo la continuación del viaje.

Igualmente verano es el periodo en el que más asistencias en el extranjero se registran. En el mes de agosto de 2015 se computaron cerca de 700. Otro dato relevante que se desprende del estudio es que en torno a un tercio de las asistencias se realizan fuera de la provincia del conductor. En concreto, la cifra se eleva al 30,7% en el mes de agosto.

Se duplican las asistencias

Del total de asistencias registradas por la compañía (745.204 en 2015), un 20% (cerca de 150.000) se produjeron en los meses de verano, julio y agosto. En concreto, el mes de julio fue el que acumuló mayor número de incidencias (78.560), lo que supone un 51% más que las registradas en el mes con menores asistencias, febrero, en el que se atendieron 51.833 percances y accidentes.

Desde Autoclub Mutua aseguran que en el periodo estival aumenta el riesgo de sufrir una avería. “Las altas temperaturas justifican, entre otros factores, el incremento de intervenciones que se realizan en verano”, comentan. “Si bien en una semana normal podemos registrar entre 40.000 y 44.000 llamadas, éstas pueden alcanzar hasta las 55.000 en el periodo estival, un 30% más”, añaden.

Consejos para prevenir accidentes

Mutua Madrileña a través de su Fundación y Autoclub Mutua hacen una serie de recomendaciones a tener en cuenta al usar el coche durante este verano:

-No deje a los niños ni mascotas solos en el interior del coche.

-Realice una correcta revisión y mantenimiento del vehículo antes de partir de vacaciones.

-La revisión debe contener, al menos, los siguientes elementos: ruedas y neumáticos, niveles, fugas, estado de líquidos, batería, sistema eléctrico, luces, sistema de refrigeración y frenos.

-No deje el coche en marcha al ralentí con el aire acondicionado o el climatizador en uso mientras espere o descanse ya que se puede descargar la batería.

- Baje las ventanillas al acceder al vehículo para igualar la temperatura interior y exterior antes de poner el sistema de climatización. Esta práctica evita sobrecargas de uso y alarga la vida de los elementos de climatización.

- No sobrecargue el coche. El exceso de peso puede provocar inestabilidad en la conducción e ineficiencia de frenado.

- El equipaje no puede impedir la visualización correcta desde el retrovisor.

- Evite circular en horas de máximo calor ya que esto acorta la vida de los neumáticos y requiere un mayor esfuerzo de la mecánica del vehículo.

- Conducir de manera eficiente ahorra combustible y alarga la vida del motor, neumáticos y elementos móviles.

- Usar el controlador de velocidad es garantía de ahorro de combustible.

- Aparque con cuidado de no golpear ni pellizcar los neumáticos con la acera, ya que los cortes laterales con los neumáticos son los más peligrosos y difíciles de ver y casi siempre provocan un reventón.

Al margen de los consejos de seguridad vial comentados, en verano pueden darse casuísticas particulares que conviene tener en mente. Desde Autoclub Mutua aconsejan poner el foco en otros temas, que no dejan de ser importantes como tener cuidado con las llaves del coche. Es habitual bañarse con ellas o perderlas en la piscina o en la playa. Es conveniente, en este sentido, llevar el segundo juego a mano cuando salgamos de vacaciones por si se pierde el principal. Cuidado con meter el coche en la playa por riesgo a quedar atascado en la arena. Ojo al cerrar el coche. A veces lo cerramos con las llaves dentro. Algunos coches se cierran automáticamente pasado un tiempo desde que se cierran las puertas.

Transporte a su mascota en los sistemas de retención homologados: Si viaja con su animal de compañía, cuente con el transportín o sistema de retención debidamente homologado. De no ser así, el servicio de asistencia en caso de percance se complicará.

Tenga cuidado de repostar en gasolineras en las que no está habituado a hacerlo. Puede equivocarse de combustible.