Adame corta el único trofeo del mano a mano en Mérida

Con menor suerte, su compañero Eulalio López «Zotoluco», se fue de vacío en sus tres actuaciones

Joselito Adame paseó el único trofeo del festejo en el último toro de la tarde
Joselito Adame paseó el único trofeo del festejo en el último toro de la tarde

El mexicano Joselito Adame sigue cortando trofeos en cuanto ruedo pisa y, ayer en la monumental de Mérida, en el sureste de México, obtuvo el único trofeo concedido en su mano a mano con su compatriota Eulalio López «Zotoluco», que se fue de vacío. Los dos toreros no anduvieron firmes con los aceros, según informa Efe.

Con un lleno total, lo que no sucedía desde hace mucho tiempo, se lidiaron seis toros de San Miguel de Mimiahuapam, muy bien presentados y desiguales en su comportamiento, aunque los mejores fueron el segundo y sexto.

Eulalio López «Zotoluco», con el primero realizó un decidido trasteo reposado. Recibió ovación, en el tercero, que no fue bueno, y aunque estuvo digno, se silenció su labor. En el quinto realizó un trasteo de maestro, pero no coronó la faena con la espada y recibió una ovación final.

Joselito Adame, que está en una magnífica racha, realizó con el segundo una faena torera y firme. Pinchó y recibió ovación tras un aviso.

Con el cuarto, que no funcionó, hizo el esfuerzo nada más, y recibió silencio. Y en el sexto, con el que salió a por todas, realizó una faena que penetró en el ánimo de la gente. Mató de una estocada y recibió una oreja.

El balance del festejo fue: seis toros de San Miguel de Mimiahuapam, muy bien presentados y desiguales en su comportamiento, para Eulalio López «Zotoluco», silencio, silencio y palmas; y Joselito Adame, palmas, silencio y oreja. Lleno.