El TC se inclina por «devolver» los toros a las plazas catalanas

La resolución llegará seis años después del recurso y más de cuatro tras la prohibición

José Tomás, en la plaza de toros de Barcelona en 2011.
José Tomás, en la plaza de toros de Barcelona en 2011.

El Tribunal Constitucional prevé resolver en breve, incluso no se descarta que puede ser esta misma semana, el recurso que interpuso el PP a la ley del Gobierno catalán que prohibió a partir de enero de 2012 las corridas en Cataluña, al considerar que esta norma invade competencias estatales y es inconstitucional, ya que las comunidades autónomas "no tienen facultad para prohibir la tauromaquia".

Esta decisión se produciría seis años después de que se formalizara el recurso y más de cuatro desde que los aficionados catalanes no pueden disfrutar de la fiesta nacional en sus plazas.

El portavoz del PP en el Senado, Pío García-Escudero, señaló nada más presentarse el recurso ante el Constitucional, en octubre de 2010, que la ley en cuestión "vulnera derechos y libertades de los ciudadanos"y que "reconocido el carácter cultural de la Fiesta en diversas leyes, la prohibición rompería principios constitucionales básicos de acceso a la cultura".

El PP considera que el acto de prohibir es inconstitucional porque no existe ninguna competencia transferida a las comunidades autónomas que faculte a éstas a prohibir la tauromaquia, que está protegida por leyes nacionales y europeas.

Los magistrados habría emitido su voto tras escuchar la ponencia elaborada por la magistrada Encarnación Roca, en la que se viene a concluir, en líneas generales, que esa prohibición vulneraba competencias que son exclusivas del Estado y que están, por tanto, al margen de las que gozan las comunidades autónomas.

El Govern de la Generalitat ya ha anunciado que no acatará la sentencia. Así, ayer la portavoz del Govern, Neus Munté, aseguraba que la Generalitat buscará dejar "sin efectos prácticos"cualquier eventual sentencia del Tribunal Constitucional (TC) que fuera en la dirección de levantar la prohibición de los toros en Cataluña aprobada por el Parlamento autonómico.

Lo dijo ayer en la rueda de prensa posterior al Consejo Ejecutivo, después de que trascendiera que el Alto Tribunal tenía previsto abordar en el orden del pleno de esta semana el recurso sobre la prohibición de las corridas de toros en Cataluña que presentó el PP en octubre de 2010.

"Si esto se confirmara, nosotros inmediatamente nos pondríamos a trabajar para impedir que la sentencia tuviera ningún efecto práctico", ha expuesto, recordando que el Govern, por ejemplo, ha hecho una nueva ley de vivienda para esquivar la suspensión del TC a una ley catalana sobre emergencia social.

Lo que ha hecho el Govern en el caso de la emergencia social es que, como el Gobierno impugnó la norma y el Alto Tribunal la suspendió, ha elaborado una nueva que considera que sí que está blindada ante eventuales suspensiones, y cree que esto también funcionaría en el caso de los toros.

"No queremos un país, de ninguna de las maneras, donde se maten los animales o se haga sufrir a los animales. Uno de los principios de nuestro autogobierno es la defensa de los animales", ha alegado la portavoz del Ejecutivo catalán.