La pesadilla de quedarse sin dientes por culpa de la genética

Existen factores genéticos que favorecen la pérdida temprana de piezas como consecuencia de una periodontitis cuya solución son los implantes