“Salamanca y Valladolid no están en Fase 1”

Así lo asegura la consejera de Sanidad, Verónica Casado, quien añade que es “bastante probable” que las medidas restrictivas para ambas capitals se prolonguen otra semana

“Salamanca y Valladolid no están en Fase 1″. La consejera de Sanidad, Verónica Casado volvió a aclarar que ambas ciudades tienen medidas restrictivas, pero que “no estamos en situación de alarma, no hay movilidad restringida. Se recomienda quedarnos en casa y que no haya interación social, pero para estar en fase 1 hay que estar en Estado de Alarma”, recordó.

A pesar de ello señaló que es “bastante probable” que las medidas restrictivas aplicadas a Salamanca y Valladolid para frenar el COVID se prolonguen durante una semana más, para acompasarlas al periodo de incubación, pese a que la tendencia es favorable. “Es difícil que no sea así, aunque a lo mejor tenemos una sorpresa”, subrayó.

Según declaró “la toma de decisiones precoces es fundamental”, por eso se decidió adoptar medidas más restrictivas en las capitales de Valladolid y Salamanca, que “no están en fase 1 como se ha dicho”, volvió a repetir.

Verónica Casado afirmó que el objetivo fundamental de la últimas restricción es “disminuir la interrelación social entre personas”. Según informó en Valladolid la incidencia acumulada de los últimos siete días es de 62 casos detectados en el municipio, 18,9 por 10.000 habitantes en los últimos siete días, que asciende a 39,78 en los últimos 14 días. “Empezamos a ver una cierta tendencia que nos parece que puede ser la adecuada, y las zonas básicas de salud más afectadas son Arturo Eyries, Barrio España, Magdalena, Rondilla 2 y San Pablo”, declaró.

En cuanto a Salamanca, se han detectado 307 positivos, que suponen una tasa de incidencia de 18,41 por cada 10.000 habitantes en los últimos 7 días y de 41,8 en los últimos 14 días. Las zonas más afectadas de la capital son en estos momentos Garrido norte y sur, Elena Giner y San Juan.

“En Valladolid y en Salamanca se dan tasas de incidencia similares a las de la pasada semana, cuando decretamos nuevas medidas específicas para esas ciudades. Mañana miércoles recibiremos los últimos datos a las 8 de la mañana y en base a ellos se elaborará el informe para el juez, y se determinará si se prorroga siete días más o si se finalizan estas medidas. Antes de que pasen diez o más días normalmente no se ve el resultado de las medidas sino tendencias, y el periodo de contagio está cifrado en 14 días, por eso seguiremos muy vigilantes con la situación de todas esas zonas básicas de salud y no dudaremos en tomar medidas rápidas y ser contundentes”, explicó.

Sobre si esa probable ampliación de las restricciones siete días más será suficiente, se mostró la consejera confiada en que así sea: “Hasta ahora donde lo hemos hecho ha sido suficiente, pero son dos grandes ciudades con mucha densidad de población”, afirmó. En ese sentido, recordó que “el estado de alarma se mantuvo mucho tiempo”. “Esperamos que con la tendencia actual, si todos seguimos intentando no sumar más contagios, probablemente sea suficiente, pero esto hay que verlo”, dijo.

En cuanto a si se arrepienten de no haber adoptado esas medidas antes en ambas capitales, y reconoció que no. “Si se ha montado la que se ha preparado cuando lo hemos hecho, si lo llegamos a hacer antes... Siempre hemos intentado no desviarnos del criterio epidemiológico. Las decisiones se tomaron en el momento en que la incidencia acumulada era muy alta y había claros indicios de que había transmisión comunitaria. Se hubieran adoptado pese a que no hubiera habido fiestas en ambas ciudades, aunque eso no deja de ser un gran factor de riesgo al incrementar la posibilidad de contagio”.

Verónica Casado reconoció que “tomar estas decisiones es muy difícil”. “Si te pasas, mal, porque haces daño social y económico, y si te quedas corto, mal, porque hay un impacto claro sobre la vida. Buscar el punto medio es lo más difícil que tiene la toma de decisiones, pero estoy convencida de que de no haberlo hecho en una semana hubiéramos tenido muchísmos más casos en Valladolid y Salamanca”, concluyó.