Torra insiste con el mediador internacional y amenaza el diálogo con Sánchez

Asegura que si el Gobierno no cede, pedirá al Parlament que se pronuncie para decidir qué decisión tomar

Torra cree que Catalunya no tendrá las cuentas "que querría" hasta conseguir la independencia
El presidente de la Generalitat, Quim Torra, durante su intervención en la sesión de control del Parlament DAVID ZORRAKINO - EUROPA PRESS 12/02/2020 DAVID ZORRAKINO - EUROPA PRESS

En plena precampaña electoral y con una férrea voluntad por marcar perfil frente a ERC y su “pragmatismo mágico”, Quim Torra y JxCat se han lanzado a desgastar e imposibilitar la vía de diálogo que abandera Esquerra. Para ello, no han ahorrado críticas y reproches contra el acuerdo de investidura y la mesa de diálogo desde el primer momento, y ahora, a punto de ponerse en marcha, se han plantado con la exigencia de un mediador internacional, una condición que el Gobierno rechaza frontalmente y amenaza el inicio de la negociación entre la Generalitat y el Estado.

El president, empujado esta mañana por JxCat, que ha expuesto su desconfianza hacia el Estado y la falta de credibilidad de Pedro Sánchez para abordar el diálogo con el independentismo al recordar todos los giros que ha dado en estos dos últimos años, ha reiterado la necesidad de que haya un mediador como garantía para que se cumplan los acuerdos. Para apuntalar su planteamiento, ha recordado que la semana pasada, el Parlament aprobó una moción con los apoyos de JxCat, ERC y la CUP que exigía esta figura.

Torra, en cualquier caso, ha explicado que lo abordará con todo el independentismo, pero también ha avisado de que si finalmente no hay mediador, pedirá al Parlament que se pronuncie sobre qué hacer en ese caso.

ERC, mucho más flexible con este aspecto ante el temor de que la mesa de diálogo pueda descarrilar antes de tiempo, se ha dedicado esta mañana a reclamar que se aproveche la oportunidad que supone haber forzado al Gobierno a sentarse a dialogar. En este sentido, Sergi Sabrià ha dado muestras del temor a las maniobras de Torra y JxCat con el mediador para dinamitar la negociación. “Debemos de persistir en la idea del diálogo, sin excusas. Excusas que pese a parecer coherentes, parecen esconder a veces la intención de querer hacerlo imposible” ha dicho esta mañana durante la sesión de control al Govern en el Parlament.