Educació reivindica que será Cataluña quien diseñe la vuelta al colegio: “Priorizaremos la presencialidad”

El conseller Bargalló replica al Gobierno que la competencia en materia educativa es de la Generalitat

La conselleria de Educació responde a la ministra del ramo Isabel Celaá que está trabajando con actores locales en su propia propuesta
La conselleria de Educació responde a la ministra del ramo Isabel Celaá que está trabajando con actores locales en su propia propuestaSebastián MariscalEFE

La conselleria de Educación mantiene el compromiso de priorizar la presencialidad de los alumnos en los espacios educativos para la actividad lectiva del curso 2020-21, e insiste en que la competencia en materia educativa es de la Generalitat.

Así lo ha expresado la conselleria, vía comunicado, tras la Conferencia Sectorial de Educación de este jueves, en la que la ministra, Isabel Celaá, ha abordado con las comunidades autónomas el diseño del curso escolar 2020-21.

El documento propuesto por el Ministerio a las comunidades contiene 14 puntos genéricos y básicos para la organización del curso 2020-21, sobre los que Educación ha afirmado que "mantiene coincidencia de partida en muchos de los aspectos propuestos".

Sin embargo, la conselleria ha insistido en que las competencias en materia educativa "las tiene en exclusiva la Generalitat", que está trabajando con el departamento de Salud en la conciliación de las medidas sanitarias y de seguridad que habrá que tomar para la apertura del nuevo curso.

Educació ha añadido que las medidas se acordarán con los servicios de prevención de riesgos laborales propios, y se presentarán previamente a los representantes de la comunidad educativa.

Según el comunicado, durante la sectorial el conseller ha trasladado a la ministra su malestar por la filtración ayer a la prensa de un “borrador no vinculante, que tenía formalidad de documento oficial”, y que contenía las medidas de seguridad e higiene para el próximo curso.

Según la ministra, el documento presentado ayer en nota de prensa y posteriormente filtrado en su totalidad era un "borrador de orientaciones abierto" que, "en ningún caso, tenía la consideración de definitivo o vinculante", señala el comunicado de la conselleria.

La conselleria ha insistido en que, una vez superado el estado de alarma, como ya será en el inicio del curso 2020-2021, “las competencias para dictar medidas sanitarias recaen en las autoridades de salud pública propias y en los organismos de que la Generalitat se ha dotado”.

El conseller de Educació, Josep Bargalló, a través de su twitter reivindicó ayer que el curso 2020-2021 se programará desde Cataluña, “desde nuestras competencias saniarias y educativas y escuchando al mundo local, la comunidad educativa y los expertos en salud pública”. Bargalló reclamó una propuesta adecuada a la necesidad de nuestros alumnos y centros educativos, a su diversidad territorial, las consecuencias de la crisis en el entorno social y la evolución de la pandemia en Cataluña.