Cultura

La Ley Seca que inspiró la creación de la Coca-Cola

Un día como hoy de 1885 se votaba en Atlanta una normativa que prohibiría el alcohol y que entraría en vigor en 1886

Coca Cola, la marca de refrescos más universal
Coca Cola, la marca de refrescos más universal

No hablamos en este caso de la Ley Seca de Al Capone, gángsteres, Eliot Ness y unos Estados Unidos sumidos en la clandestinidad y los movimientos mafiosos. Esta vez, nos referimos a bastante antes en el tiempo, cuando también existió una Ley Seca que serviría de anticipo para la que posteriormente sufrieron tantas personas. Un día como hoy de 1885, se votaba en Atlanta la Ley Seca, que entraría en vigor en 1886. Pero de esta época ya no solo destaca la materialización de estas normas, sino más bien el nacimiento, la invención, de algo inesperado, pero que actualmente todos conocemos y que forma parte de nuestra cultura general y vida diaria: la Coca-Cola.

Las dificultades de la época y el azar llevaron a que un día naciese este famoso refresco. Y es que el hallazgo de su receta y su éxito inmediato no fue más que producto de la improvisación por parte de un químico farmacéutico. Se trata de John Stith Pemberton, quien es considerado el supuesto inventor de la Coca-Cola: en mayo de 1886 desarrolló un concentrado que diluido en agua se vendía como medicina alternativa, una versión temprana de una bebida que hoy es mundialmente famosa y comercializada.

Pemberton consiguió hallar la tan protegida y misteriosa receta de la Coca-Cola al intentar quitar el alcohol del producto que había fabricado, que se llamaba French Wine Coca. Se trataba de un vino basado en la infusión de hojas de coca, añadiendo nueces de cola de Ghana, ambos productos con un principio: el alcaloide de la cafeína, a los que añadía una hoja deshidratada de la América Tropical. De esta manera, al votarse la Ley Seca tuvo que quitarle el alcohol, y nacía la bebida más universal del siglo XX.

Si bien la primera receta de la Coca-Cola tenía 9 miligramos de coca por vaso, en 1903 este ingrediente se eliminó, pues Pemberton creó este brebaje para quitarse su adicción a la morfina y terminó siendo adicto a esta otra sustancia. Por tanto, se sustituyó por la cafeína, haciendo prácticamente el mismo efecto. Y, si hay algo característico de esta bebida, ya no es su sabor, sino su logo y su envoltorio: fue el contador de Pemberton, Frank Robinson, quien se inventó el nombre y diseñó el logotipo.

Desde aquel 1886 hasta ahora, la composición exacta de la Coca-Cola no es la que antes se ha mencionado, sino que hay un listado específico de ingredientes que hasta hoy ha sido el secreto mejor guardado. Es público que tiene agua, azúcar, caramelo, ácido fosófico, jugo de lima, ácido cítrico, extracto de vainilla, cafeína, extractos de hoja de coca, un fruto seco africano llamado cola, así como sabores naturales. No obstante, nunca se ha revelado totalmente la composición, lo que alimenta el enigma en torno a la bebida más internacional: se vende en más de 200 países, el término “coca-cola”, después de “okey” es el más comprendido por cualquier hablante de cualquier idioma, y el logo lo reconoce el 94% de la población mundial.