Literatura

Los empresarios destacan su visión estratégica y su gran humanidad

Desde el mundo de la empresa recuerdan a José Manuel Lara: Antonio Brufau, Borja Prado, Ana Pastor, Juan Rosell, Florentino Pérez, Isidro Fainé, Ignacio S. Galán, Salvador Gabarró, Francisco Reynés

La Razón
La RazónLa Razón

Una deuda de gratitud con él

Antonio Brufau. Presidente de Repsol

La talla de un país se mide por sus hombres y mujeres, y José Manuel Lara ha sido uno de los más destacados. Pocos empresarios han dejado una huella tan profunda como la suya; la extraordinaria realidad de la industria editorial en España sería sencillamente imposible sin él.

Su figura reúne una excepcional combinación de brillante inteligencia, capacidad empresarial, sabiduría enciclopédica y calidez humana. Por ello, es de justicia decir que la España de hoy tiene una gran deuda de gratitud con él. Quiero sumar la mía a la de tantos otros que, además de admirar y reconocer su trayectoria ejemplar, hemos tenido el privilegio de disfrutar de su amistad.

Un líder editorial

Borja Prado. Presidente de Endesa

José Manuel Lara ha sido un empresario de referencia y un líder incuestionable para el desarrollo del mundo editorial y de los medios de comunicación en España. Demostró en todas sus iniciativas empresariales una gran inteligencia y una sólida capacidad de trabajo, distinguiéndose siempre por su inquebrantable compromiso con el desarrollo y la unidad de nuestro país. Fue uno de los principales precursores de la expansión de la empresa española en el extranjero, convirtiendo al Grupo Planeta en un importante referente editorial internacional.

Siempre recordaremos su estrecha cercanía con la cultura y la promoción de la literatura en España, a las cuales dedicó una gran parte de sus esfuerzos. José Manuel quedará en la memoria de todos como una persona comprometida, cercana, inteligente y muy trabajadora.

Llevar el español por el mundo

Ana Pastor. Ministra de Fomento

El pasado 15 de octubre tuve el honor y el privilegio de acompañar a José Manuel Lara Bosch en la entrega del Premio Planeta de Novela en su VXIII edición. Una vez más tuve la oportunidad de escuchar sus consejos, sus reflexiones, sus anhelos; de apreciar su lado más humano, su valentía, su cercanía y su fino sentido del humor. He disfrutado durante años de su amistad. Quien cimentó y consolidó el principal galardón literario de este país, luchó por conseguir sus objetivos y sin duda los consiguió.

El Premio Planeta, cuyas obras han recorrido la historia personal de muchos de nosotros, no es sino la máxima expresión de un empeño familiar por otorgar valor al mundo de los libros. Poco podría yo añadir sobre la dimensión que su proyecto empresarial ha cobrado en sus más de 10 años de presidencia al frente del Grupo Planeta. Primera editorial de España, Francia y Latinoamérica, ha sabido sostener el liderazgo de un sector que en los últimos años ha vivido el impacto de las nuevas tecnologías. Desde el imperio editorial que fundó y desarrolló su padre, José Manuel extendió los brazos de la empresa familiar a los medios de comunicación y a la producción audiovisual. A través de ellos, ha llevado el español por medio mundo, engrandeciendo nuestra lengua y nuestro prestigio cultural. Mis condolencias a su esposa y a toda su familia.

Trabajador incansable

Juan Rosell Lastortras. Presidente de la CEOE

Con José Manuel Lara Bosch se va uno de los empresarios más importantes de las últimas décadas, uno de los grandes. Ha sido fiel heredero de sus padres, los fundadores de la empresa, sin olvidar tampoco a su hermano Fernando, prematuramente desaparecido, y que también contribuyó de manera destacada al crecimiento del Grupo Planeta. Lara ha destacado por su trayectoria y por el desarrollo del Grupo Planeta, que ha hecho una importante evolución, diversificación y globalización, hasta convertirse en uno de los grupos editores y de comunicación más importantes en nuestro país, que celebraba hace escasos días el 25º aniversario de Antena 3, la primera cadena de televisión privada de España.

Desde mi posición como empresario y como representante de los empresarios españoles, he visto y agradezco profundamente su gran implicación, seguimiento y máxima colaboración en el desarrollo de los temas de interés general, tanto en Cataluña como en el conjunto de España.

José Manuel siempre se caracterizó por ser un hombre que hablaba claro, que estaba siempre dispuesto a colaborar, a ayudar y a poner encima de la mesa alternativas y soluciones, pues ideas no le faltaban; hace pocas semanas todavía me llamaba para tratar un tema de formación. Ha trabajado hasta el último instante, incansable, tenaz y siempre mirando hacia el futuro.

Y, como bien dijo hace un par de años, cuando le otorgaron la Medalla al Mérito en el Trabajo, disfrutaba mucho haciéndolo, algo que transmitía con su característico talante, su trato cercano, y siendo siempre amigo de sus amigos.

Su marcha es una pérdida irreparable para su familia, para sus muchos allegados, para su grupo y el conjunto del tejido empresarial español, y también para el país. Descanse en paz.

Un titán de la empresa y de la vida

Florentino Pérez. Presidente de ACS

José Manuel Lara fue un innovador y un emprendedor imaginativo que con su fuerza logró crear el mayor grupo de comunicación de España. Defensor de la libertad de expresión y de la libertad de Prensa, en él encontré a siempre una persona entrañable, dotada de un enorme sentido de la responsabilidad. Unas convicciones que le mantuvieron trabajando firme hasta el útlimo día. Recogió con éxito el legado de su padre y creó un gigante de los medios, contribuyendo además con su grupo editorial al enriquecimiento de la cultura española. Se ha ido José Manuel, un apasionado de la vida, de los libros y del fútbol, que fue el origen de nuestra amistad. Se ha ido un hombre valiente que decidió no malgastar su tiempo y que volcó su inmensa energía en su desafío empresarial. Se va un grande de la comunicación y un grande de España.

Un hombre de gestos y de palabra

Isidro Fainé. Presidente del Grupo «la Caixa»

De José Manuel Lara siempre admiré su carácter directo, su formidable cultura, su visión estratégica y, por encima de todo, su gran humanidad. Un hombre de gestos y de palabra, en el que los pequeños detalles superaban las grandes revelaciones y la transparencia se imponía siempre a la opacidad.

Alguien que tuvo fuerza, voluntad y capacidad para participar en muchos y variados proyectos a lo largo de su vida –no sólo en el mundo editorial– y que mantuvo sus ideas y sus valores hasta el último momento.

Por todas estas razones fue fácil –muy fácil– ser amigo de José Manuel Lara durante tantos años. Y ha sido, especialmente, una gran lección estar cerca de él y de su familia estos últimos años de su vida. Una lección de arrojo, de discreción y de lealtad, lealtad a su familia, a sus amigos y a su propia manera de ser.

Editor de amplia visión estratégica

Ignacio S. Galán. Presidente de Iberdrola

El adiós de José Manuel Lara pone fin a una de las trayectorias empresariales más ejemplares y brillantes de nuestra historia reciente. Con él desaparece la figura española por antonomasia del editor cultural y un referente como modelo de gestión empresarial de éxito en la información y la industria audiovisual. Continuador del legado de su padre, su certera visión estratégica, su apuesta por la internacionalización y la diversificación y su enorme capacidad de trabajo y entrega situaron a Planeta como líder del mercado editorial hispanoamericano y entre los ocho primeros del mundo, así como uno de los principales grupos de comunicación españoles. Como miembro del Consejo Empresarial para la Competitividad, en los últimos años he compartido con él horas de trabajo y dedicación en las que he podido apreciar su excepcional calidad humana y profesional, la inquebrantable defensa de sus principios y la solidez de sus planteamientos y propuestas, siempre en beneficio de los intereses de nuestro país. Mi abrazo y mis más sinceras condolencias a su familia y a los empleados de Planeta.

Siempre dispuesto a aportar ideas

Salvador Gabarró. Presidente de Gas Natural Fenosa

José Manuel era en el plano personal alguien con un gran corazón, siempre preocupado por su familia y amigo de sus amigos. Un ejemplo a seguir. En lo profesional guardo grandes recuerdos de la etapa que compartimos en el Cercle d’Economia y en la Fira de Barcelona, donde siempre estaba dispuesto a aportar ideas, promover proyectos o impulsar iniciativas en favor de la sociedad desde su amplia experiencia en el mundo de la empresa. Como empresario, su ímpetu, su personalidad arrolladora combinada con un fino y acertado sentido de los negocios le llevó al éxito tanto en la empresa que fundó su padre como en muchos otros negocios.

Siempre tendremos que agradecerle su compromiso por hacer de Barcelona capital del mundo literario y por su irrepetible contribución a la difusión de la literatura castellana y también catalana.

Una huella indeleble

Francisco Reynés. Consejero delegado de Abertis

Existe una conocida expresión americana, «Larger than life», que hace referencia a aquellas personas cuya personalidad e influencia trasciende más allá de su propia vida. Personas diferentes a las demás, que marcan nuevos caminos, dejando a su paso una huella indeleble. En pocas ocasiones una expresión refleja de manera tan precisa a una persona como es el caso de José Manuel Lara. Destacó ante todo su firme personalidad, no sólo como empresario, que le permitió liderar y consolidar un auténtico imperio mediático; sino también como persona, cercana y afable pero, a la vez, sólida a la hora de defender sus ideas en aquellos momentos en que así era necesario. Se ha ido un gran empresario, pero nos queda su legado: una persona excepcional cuyo ejemplo seguirá presente en todos nosotros.

También el presidente del BBVA, Francisco González, ha transmitido en su nombre y en el de la institución que preside "mi más sentido pésame por el fallecimiento de Don José Manuel Lara". González ha añadido que "lamentamos su pérdida y nos sumamos al dolor de su familia y del Grupo Planeta en estos difíciles momentos".

El presidente del Banc Sabadell, Josep Oliu, ha lamentado el fallecimiento del empresario editorial, que era vicepresidente de este banco, y ha dicho sobre él que "siempre tenía el criterio adecuado y profundo sobre las decisiones difíciles". Oliu se ha mostrado "profundamente apenado por la pérdida del amigo y vicepresidente del Banc Sabadell. Sobre todo era una gran persona, amigo de sus amigos y bondadoso". "Era una persona de razón y de cultura. Siempre tenía el criterio adecuado y profundo sobre las decisiones difíciles. Le echaré mucho a faltar. Que descanse en paz el gran empresario, consejero y amigo"ha afirmado Josep Oliu.