Los doctores, sobre la vuelta de Márquez: “Que esté recuperado para Qatar es impensable”

Ven muy arriesgado que Marc intente regresar antes de seis meses tras su tercera operación en el húmero. El propio piloto admite que se precipitó en Jerez

Marc Márquez habla con Quartararo en Montmeló
Marc Márquez habla con Quartararo en MontmelóAFP7 / Europa Press Europa Press

«Los pilotos tenemos una virtud y un defecto: que no vemos el miedo. Nos lo tienen que hacer ver», aseguraba Marc Márquez en DAZN sobre su precipitada vuelta a la pista tras la primera operación en el húmero. «Fue un error. Fui a Jerez con la tranquilidad de que la placa aguantaba. Si me dicen que se puede romper yo no me pongo a 300 kilómetros por hora. Soy valiente, pero no un inconsciente», continuaba Marc al recordar de dónde viene hasta encontrarse en la situación actual. Quizá no debió haber tenido tanta prisa aquella semana de julio en Jerez, pero eso ya es historia y no se puede cambiar.

Dos operaciones después, le toca mirar hacia adelante y los expertos en traumatología le aconsejan mucha más calma ahora. «Las prisas no son buenas». Márquez lo ha aprendido y por eso ya tiene claro que sólo volverá cuando esté a tope. De momento, en breve saldrá del hospital Ruber Internacional de Madrid donde, durante ocho horas, se sometió el jueves a una intervención complicada para solventar la pseudoartrosis que se la ha formado en el húmero derecho. Lo que le sucede es que el hueso no se estaba regenerando por sí solo con la placa que tenía colocada. No era suficiente para que hiciese el callo habitual en este tipo de recuperaciones. Cuando esto pasa el paciente siente inestabilidad en la articulación y bastante dolor.

La tercera operación de Marc Márquez
La tercera operación de Marc MárquezAntonio Cruz

El tratamiento con ondas de choque no funcionaba y los meses han ido pasando sin que haya sido capaz de regresar antes del final de la temporada 2020. «No había otra solución que la vuelta al quirófano para refrescar la parte viciosamente consolidada y añadir un injerto óseo procedente de hueso de cresta ilíaca del propio paciente. Le han cambiado la placa por una más estable», confirman los especialistas consultados, que miran bastante lejos cuando se les pregunta por el tiempo de recuperación. «El proceso de recuperación es de un mínimo de seis meses. El primer objetivo es que consolide la fractura sin por ello perder la movilidad del hombro y del codo, pero dándole a la lesión el reposo que necesita para pegar. Ojo, porque no está dicha la última palabra», advierten.

El Mundial arranca en Qatar el 28 de marzo de 2021, es decir, dentro de tres meses y 24 días. Que Márquez esté en Losail totalmente listo para entonces es... «Impensable», lanza el doctor sin dudar. «Que vuelva antes de esos seis meses es como poco arriesgado. Que a nadie se le olvide que no es una fractura virgen, las pseudoartrosis consolidan de una manera mucho más tórpida. Es un hueso que ya ha intentado cicatrizar y ha fracasado previamente». Es decir, que poca broma con el asunto.

Los doctores conocen varios factores que pueden provocar que un hueso no se regenere por sí solo, aunque en este caso, viendo las radiografías que se han hecho públicas, descartan que tenga que ver con una mala operación. «En la segunda operación le pusieron otra placa mucho más grande totalmente correcta y nada, no ha pegado el hueso. Un factor que puede provocar la pseudoartrosis es no dejar al brazo el reposo que necesita».

Los seis meses que piden los doctores de margen llevarían a Marc hasta comienzos del mes de mayo de 2021. Para el día 2 de ese mes está previsto, según el calendario provisional, la cuarta cita del próximo curso, precisamente en Jerez, el lugar en el que empezó todo con aquella caída cuando había remontado hasta el cuarto puesto y ya estaba minimizando riesgos. Antes ya se habrían consumido las pruebas de Qatar, Argentina y Texas, en las que si todo es como parece, Márquez habría estado ausente.

Lo más probable es que se pierda varias citas de ese arranque, pero lo importante es que los médicos creen que el brazo derecho volverá a ser el mismo cuando todo pase. Será el mismo Márquez y entonces el resto tendrá que empezar a preocuparse.