Felipe VI, regreso al pasado

El Rey compite en la embarcación con la que disputó el Mundial de 1998

El «Aifos» será el barco en el que competirá el Rey
El «Aifos» será el barco en el que competirá el Rey

El Rey se ha preparado durante el pasado fin de semana para competir a partir de hoy en la 34ª Copa del Rey de Vela en aguas de la Bahía de Palma al mando del «Aifos» de la Armada Española, un monotipo Corel 45 que es la misma embarcación con la que participó hace 17 años en el Mundial de Atenas. Don Felipe se reencontró el sábado con este velero –remodelado para adaptarlo a los actuales requisitos de competición– en Porto Pi, donde embarcó y tomó contacto con la tripulación.

Hace un año, el Monarca compitió dos días en esta regata a bordo del Transpac 52 de la Armada que llevaba entonces el nombre de «Aifos» –«Sofía» al revés–, pero para la presente edición utilizará el mismo barco que patroneó por primera vez en 1996 y que ha sido remodelado en Porto Pi a las órdenes del delegado de Vela de la Armada, el almirante Jaime Rodríguez Toubes. El diseñador del velero, Bruce Farr, ha supervisado esta modificación para adaptarse a las nuevas reglas de la clase ORC, tras la que la embarcación ha competido ya en junio en el Trofeo de las Fuerzas Armadas de Palma, una prueba que completó y concluyó en la segunda posición.

A partir de 1996, el entonces Príncipe de Asturias empezó a competir con este velero en diversas regatas importantes y en junio de 1998 participó con él en el Mundial de la clase Corel 45 en Atenas, donde quedó cuarto. En 2001, el barco fue trasladado a la base naval de Marín (Pontevedra) y, bajo el nombre de «Etea» (Escuela de Transmisiones y Electricidad de la Armada), ha seguido navegando con alumnos de la Escuela Naval Militar capitaneados por Fernando Cominges.

En su regreso a la Copa del Rey, el ahora renombrado como «Aifos» disputará a partir de hoy la victoria a otras 42 embarcaciones de la división ORC 1 en una regata que reúne este año en la Bahía de Palma a un centenar de monocascos de 23 países, repartidos en ocho categorías.

El gran atractivo de la Copa del Rey Mapfre volverá a ser la clase Transpac 52 (monocascos de 15,85 metros de eslora), la más exclusiva y competitiva de la vela mundial de alta competición y que contará con nueve españoles en sus tripulaciones. En Palma compiten once unidades Tp52 con 130 regatistas de 19 nacionalidades del más alto nivel del mundial en sus tripulaciones y el bajo número de españoles es muestra de la actual situación de la vela española en los circuitos mundiales de alta competición. Del centenar de españoles con que llegó a contar la categoría se han llegado a los nueve actuales.

La resurrección de Jacinto Rodríguez

El armador y patrón del «Duende 52», que fue rescatado el sábado tras permanecer más de cuatro horas en el agua, Jacinto Rodríguez, de 84 años, ha asegurado que siente que ha «resucitado» y se encuentra con «fuerzas» para participar en la regata de la Copa del Rey Mapfre, que comienza hoy. «Estoy listo para la regata. Me encuentro con fuerzas, aunque me duele un poco la pierna, pero en el barco para manejar la rueda ya tengo bastante», aseguró el experimentado patrón.