Fútbol

Cristiano: «Me quedan dos años y los voy a cumplir»

Cristiano Ronaldo asegura que no piensa marcharse, que sólo dio las gracias a Blanc por alabar su juego y que no tiene problemas con Florentino

Cristiano Ronaldo marca el quinto gol
Cristiano Ronaldo marca el quinto gol

Cristiano Ronaldo asegura que no piensa marcharse, que sólo dio las gracias a Blanc por alabar su juego y que no tiene problemas con Florentino

Otro récord más para Ronaldo, que acaba la fase de grupos con once tantos, una cifra que nunca nadie había alcanzado: «No ha sido mi noche más feliz porque aún no ganamos nada», decía el futbolista, después frente a los medios, dispuesto a aclarar muchas de las informaciones que han ido saliendo sobre él mientras guardaba silencio. Ayer se vio otra vez a un delantero ambicioso y con hambre de gol, el futbolista que tira de todo el equipo también en los días o en los minutos que no hay nada en juego, el que nunca descansa. «Quizá durante un tiempo estuve por debajo de mi nivel, tuve mis problemas personales, pero eso me lo guardo para mi. Ya estoy mejor», dijo. Es verdad que sus números, hasta ayer, estaban por debajo de lo acostumbrado y que en algunos partidos se le ha visto extraño, sin la pasión que siempre transmite.

Sobre todo en la vuelta del PSG, cuando al acabar el encuentro se acercó a Blanc y le dijo, en el césped, donde todos le miraban, algo al oído. Esas palabras han dado para muchas especulaciones: «Habéis montado un lío que no existe. A Blanc le di las gracias por hablar bien de mí y le dije que le admiraba por su trabajo», aseguró anoche la estrella portuguesa. Ese mismo día, se le vio muy cómplice con el dueño del club francés, que no esconde sus ganas de contar con Ronaldo en sus filas. Todo indicaba a que el jugador estaba marcando su camino de salida: «Conozco al presidente del PSG y he coincidido varias veces con él. Tengo contrato dos años más y me voy a quedar aquí», aseguró ayer muy firme y convencido acerca de su futuro.

Cuando pasa una racha sin marcar, se habla de su desencuentro con el club o con el presidente. Todo eso se alimentó también en el choque contra el PSG, cuando antes del choque, Florentino y Ronaldo se saludaron y el primero le preguntó qué había dicho en una revista, donde aseguraba que podía jugar en otro equipo en el futuro. Ronaldo se giró enfadado y le contestó que no había dicho nada. Después sucedió lo de Blanc. «No recuerdo qué me dijo Florentino, pero fue una broma. Si hubiese sido un problema me llamaría a su despacho. No ha pasado nada».

Ayer se vio a un Ronaldo enfocado en el club, dispuesto a echar una mano, es decir, muchos goles para conseguir el éxito colectivo bajo la dirección de Rafa Benítez, con quien, en el pasado, ha tenido desencuentros: «El mal inicio no es solo culpa del entrenador. Los jugadores también tenemos la culpa. Benítez está haciendo un buen trabajo» y dejó un recado para Piqué: «No voy a comentar nada, no puedo dar publicidad gratis. Ya se la di a mucha gente. Es tiempo perdido».