FC Barcelona

Demasiado fácil

El Barça vence sin complicarse al BATE en un partido en el que brilló Neymar y goleó Rakitic.

Una primera parte con título de película: «El Barça no la sabe meter». En el incómodo estadio del BATE Borisov, pequeño, con la temperatura muy baja, tras un largo viaje, pudo sentenciar el equipo de Luis Enrique en sólo diez minutos. Se desplegó bien con Neymar encabezando el ataque y probó los reflejos del guardameta Chernik. Se lo puso fácil Ney con un tiro lejano y centrado. Más todavía Busquets, cuyo lanzamiento se marchó fuera, y le complicó Suárez con un disparo casi a bocajarro, tras una jugada de estrategia extraordinaria, ante el que el guardameta respondió con un manotazo. El gol hubiera sido casi definitivo, ya que el conjunto bielorruso salió con todas las precauciones. Se refugió atrás casi siempre y apretó arriba otras veces, pero casi era peor porque no lo hacía bien y el Barcelona encontraba más espacios. Se desplegó Neymar desde la izquierda haciendo de «11» y de «10», de él y de Messi, pero sus acciones no tenían un final feliz. No hubo remate y la temperatura del equipo se fue adaptando a la del exterior. Bajó. Fueron tan superiores los chicos de Luis Enrique que Ter Stegen no tuvo que parar ninguna pelota con las manos hasta el minuto 80 y apenas intervino con los pies en un par de pases para dar continuidad al juego. Regalaba el balón el BATE en el pase e incluso tropezaba con él en la conducción, precipitado, animado, pero inefectivo, inocuo, facilitando la presión del Barcelona, extraordinaria ayer para que el campo pareciera estar cuesta abajo. La recuperaba con facilidad el conjunto español y a partir de ahí trataba de meter mano a su rival con la velocidad de Neymar o los pases largos de Piqué y Busquets. Pero nada. Volcó demasiado el juego el Barça por el lado izquierdo de Ney y se olvidó un poco de Munir. Tampoco fueron muy dañinos los laterales, lo que dejó el encuentro en una especie de «el gol ya llegará, tarde o temprano». Pero no lo hacía, aunque nadie se inmutó en exceso. La principal preocupación de la primera parte había sido la lesión de Sergi Roberto, que apenas resistió un cuarto de hora en el campo. La plaga continúa. En su lugar entró Rakitic, que fue quien empezó a cambiar el título de la película. No había acertado de cabeza en la primera mitad, cuando entró por sorpresa sin oposición, pero con el pie fue diferente. Abrió la defensa Neymar, como Moisés las aguas, y cedió el balón al croata, que estaba lejos, pero solo. Como si dejan a Navarro sin nadie cubriéndole detrás de la línea de tres. «Muerte» segura. Rakitic casi rompe la red con su disparo.

Lo más difícil ya se había conseguido y faltaba ver las reacciones de ambos equipos. No cambió el BATE, que parecía contentarse con no ser goleado. Ni una contra llegó a trenzar el conjunto bielorruso. Sólo se estiró tras el 0-2. Tampoco varió mucho su actitud el Barcelona, paciente con más motivos que antes porque ya había conseguido el premio. No se le acabaron las ganas a Neymar, que todavía no se ha estrenado en esta Liga de Campeones, pero el ansia de marcar tampoco le cegó. Claudicó el conjunto local en una jugada suya de ataque. La perdió arriba y el Barcelona pudo lanzarse. Una contra de libro que comenzó Suárez para que Rakitic abriera a Neymar y se fuera a buscar la espalda de los contrarios. Se coló y el brasileño le filtró el balón para que marcara su segundo tanto con una pelota picada.

No se complicó el Barcelona en una noche que era justo para eso. Ganar era necesario para encaminar la clasificación, y se hizo. A Neymar le sobró algún regate en las jugadas finales, pero se le ve feliz en el césped pese a todo lo que está pasando fuera de él por las noticias sobre su fichaje. Y jugadores como Bartra cada vez van creciendo más. También la pareja Mascherano-Busquets en el medio, aunque por ser justos el duelo de ayer tampoco es el termómetro más fiable.

- Ficha técnica:

0 - BATE Borisov: Chernik; Polyakov, Gajduchik, Milunovic, Mladenovic, Aleksandr Volodko, Nikolic (Yablonski, min.66), Stasevich, Gordejchuk, Maksim Volodko (Kartniski, min.63) y Signevich (Mozolevski, min.79).

2 - Barcelona: Ter Stegen; Alves, Piqué, Bartra, Jordi Alba, Mascherano, Sergio Busquets (Gumbau, min.72), Sergi Roberto (Rakitic, min.18), Munir (Sandro, min.70), Luis Suárez y Neymar.

Goles: 0-1: Rakitic, min.48. 0-2: Rakitic, min.64

Árbitro: Manuel de Sousa (POR). Mostró tarjeta amarilla a Sergio

Busquets (min.23), Polyakov (min.29), Alves (min.41), Maksim Volodko (min.43), Gajduchik (min.61), Gumbau (min.74), Kartniski (min.82), Minulovic (min.83) y Aleksandr Volodko.

Incidencias: Partido de la tercera jornada del Grupo E de la Liga de Campeones disputado en el Borisov Arena ante unos 13.000 espectadores.