Blanca Fernández Ochoa usó su tarjeta de crédito en un cajero en Guadalajara

El coche

El coche de Blanca Fernández Ochoa encontrado en Cercedilla tenía restos de barro y ha sido movido en las últimas horas.

El automóvil Mercedes de Blanca Fernández Ochoa había estado moviéndose en los últimos días, incluso ayer y posiblemente esta mañana, según han informado a LA RAZÓN fuentes de la investigación. Se desconoce si lo conducía ella u otra persona. En el automóvil se han observado rastros de barro ya secos, lo que indica que ha pasado por zonas húmedas en los últimos días.

Este dato da al caso un aspecto más inquietante, ya que podría indicar que terceras personas han intervenido en el asunto o, sería la opción más favorable, que Blanca estuviera viva. La esquiadora conoce perfectamente la zona de Cercedilla ya que su familia ha vivido siempre allí.

Se sabe que el coche se ha movido porque se han producido varios avistamientos de testigos, que lo han comunicado a las Fuerzas de Seguridad. De momento, se ignora el paradero de la esquiadora pero si hay que peinar la zona tendrá que intervenir el GREIM, unidad especializada en Montaña de la Guardia Civil, que tiene una base cercana. El vehículo se encontraba cerrado y ya ha sido retirado para ser examinado por los investigadores. Según las mismas fuentes, hace unos días alguien intentó usar su tarjeta en un cajero automático de Guadalajara.

La localización del coche ha sido notificada por la propia familia. Se encontraba en un aparcamiento que hay entre Cercedilla y Fuenfría, cerca de la estación de ferrocarril, de la que parte el funicular que sube hasta Navacerrada y Cotos. Desde allí parte el llamado "Camino Smith", que forma parte de la ruta del Camino de Santiago que parte desde el kilómetro 0 de Madrid. El camino Smith, se dirige hacia el Valle de la Fuenfría, en Segovia, y se une al camino francés a la altura de Sahagún (León).

Fernández Ochoa le dijo a su familia que se iba unos días a Asturias a descansar a una casa rural y a hacer senderismo e incluso se planteaba hacer el Camino de Santiago. El problema es que la ex medallista olímpica se dejó el teléfono móvil en casa, algo bastante inusual en ella, lo que alarmó a su hija, que acudió a la Guardia Civil de Las Rozas a denunciar la desaparición. Después de varios días sin poder avanzar en la investigación, la Policía recurrió ayer a la colaboración ciudadana para ver si alguien tenía alguna pista sobre Fernández Ochoa o de su vehículo.

Te puede interesar:

Agentes Forestales y Bomberos de la Comunidad en el dispositivo de búsqueda de Fernández Ochoa

Blanca Fernández Ochoa “estaba pasando el peor eslalom” de su vida

Los vecinos de Cercedilla: “Si conoces bien la zona, no te caes”