No te atrevas a no creer en el Real Madrid

El equipo de Solari juega hoy contra el Barcelona. El resultado de la Copa ha levantado dudas a quienes no recuerdan temporadas pasadas

El entrenador del Real Madrid Santiago Solari durante el partido contra el Barcelona

¿Recuerdas aquel febrero de 2016 cuando el Atlético de Madrid ganó en el Santiago Bernabéu? Estaba Zidane en el banquillo y sí: dejaste de creer en ese equipo que arrastraba la mano de Benítez. Acuérdate que había tirado la Copa en el primer encuentro de la competición en Cádiz. Aquello sólo podía ir a peor. Ganó a la Roma y perdió,después contra el Wolfsburgo 2-0 en Alemania. No creía, claro, era imposible.

Incluso en enero de 2017, cuando en cuartos de final de la Copa, el Celta ganó en el Bernabéu y echó después al equipo de Zidane de la Copa, tú pensaste que todo se iba a venir abajo, pese a lo bien que pintaba ese curso. No importaba, sabías que era imposible levantarse de aquello.

Acuérdate del 24 de enero de 2018, cuando el Leganés venció 1-3 en el Bernabéu y echó al Real Madrid de la Copa. Ese día, hasta Zidane que era el entrenador, perdió un poco la fe, como si no hubiera remedio o tiempo o pruebas suficientes repartidas en las temporadas anteriores. Qué va, no valían, esa temporada iba a ser imposible ganar nada.

Pero luego, por ejemplo en esa primavera de 2016, el Wolfsburgo pasó por el Bernabéu y murió, sin poder hacer nada, frente al equipo que iba camino de la Undécima.

También llegó marzo y la primavera de 2017 y la derrota esa de la Copa contra el Celta no importó a nadie en un conjunto lanzado hacia la Liga y la Duodécima, ésa con aquel partido contra la Juve en Cardiff, sólo un poco peor, por lo visto, que el de los octavos del Atlético del otro día.

Y acuérdate cuando llegó marzo de 2018 y el PSG y después la Juve y después el Bayern (qué malo es Florentino, por cierto, con las bolas calientes). Acuérdate que nadie recordó lo que había ocurrido la noche de Copa contra el Leganés.

Hoy el Madrid juega contra el Barcelona y el martes contra el Ajax. Sí, después del 0-3, de las ocasiones falladas y después de sufrir en Holanda contra esos jóvenes talentosos, entiendo que no puedes hacer otra cosa, que no creer. Es imposible.

Pero luego empezará el partido...