El Opel Zafira Tourer estrena un motor más potente y eficiente

Opel equipa el Zafira Tourer con el nuevo propulsor diésel de 2.0 litros y 170 CV, que reduce ruidos, consumo y emisiones. Ya está disponible en los concesionarios.

El nuevo propulsor se combina en exclusiva con el acabado Excellence, el más alto de la gama.
El nuevo propulsor se combina en exclusiva con el acabado Excellence, el más alto de la gama.

Ya se puede pedir en los concesionarios el Opel Zafira Tourer equipado con el nuevo motor diésel de 2.0 litros y 170 caballos, que ofrece un nivel muy bajo de ruidos y vibraciones a la vez que también reduce emisiones y consumo. El nuevo propulsor, que también se estrena en el Opel Insignia, es cinco decibelios más silencioso que su predecesor cuando gira a ralentí y aumenta su potencia en 5 caballos.

El motor puede combinarse con una caja de cambios de seis velocidades manual o automática. En el caso de la manual (con sistema Stop-Start), acelera de 0 a 100 km/h en 9,8 segundos, con un consumo medio de sólo 4,9 l/100 km. Con el cambio automático, su consumo se incrementa hasta los 6,1 l/100 km, al carecer del Stop-Start.

Este propulsor sólo se puede combinar con el acabado Excellence, el más completo de la gama, y las versiones con cambio manual cuestan 30.700 euros mientras que la equipada con cambio automático llega a los 32.300.

El nuevo propulsor se fabrica en la factoría de Opel en Kaiserslautern (Alemania), cumple con la exigente normativa de emisiones Euro 6 y da el pistoletazo de salida a la nueva generación de mecánicas diésel de tamaño grande de la marca, desarrolladas en Turín (Italia) y Rüsselsheim (Alemania) con la participación de los equipos de ingenieros de Norteamérica.

Más información del Opel Zafira Tourer.