De fichajes estrella a fichajes estrellados

El fichaje estrella de Pedro Sánchez, la comandante retirada Zaida Cantera
El fichaje estrella de Pedro Sánchez, la comandante retirada Zaida Cantera

Militares, jueces, estrellas de la tele... Todo vale ante la magnitud de lo que está en juego el 20D.

Militares, jueces, estrellas de la tele... Todo vale ante la magnitud de lo que está en juego el 20D. Los partidos, como los equipos de fútbol, se refuerzan con fichajes para inquietar a las huestes enemigas y subir la moral de los propios ante la inminencia de la confrontación. Informa Eva Santos/Efe.

Cuando el 13 de enero se constituyan las Cortes Generales de la undécima legislatura, podrían entrar por la puerta personajes como Carmen Lomana (tercera de VOX al Senado por Madrid, cero posibilidades de ser elegida), militares como Julio Rodríguez o jueces como Victoria Rosell, algunos de los fichajes estrella de los partidos para las elecciones del 20 de diciembre.

A veces, la familia te da disgustos. Y si no que se lo pregunten al cofundador de Podemos Juan Carlos Monedero, cuyo padre ha optado por el otro extremo del abanico ideológico para hacer sus pinitos en política: VOX. Su presencia en las listas es simbólica, pero habría que ver qué dice su hijo al respecto.

Otro que quizás tenga que oír cosas que no le gustan en las cenas de Nochebuena es el ex ministro de Educación José Ignacio Wert, cuyo hermano Juan Pablo ha recalado en Podemos, en su caso por Ciudad Real de número uno al Congreso.

Jueces habrá para sentenciar todo lo que haga falta porque, de no producirse una hecatombe, estarán al menos por Podemos la ahora magistrada en excedencia Victoria Rosell (por Las Palmas) y quien iba a presidir el tribunal que juzgará el caso Nóos, Juan Pedro Yllanes, así como Dolores Galovart, por los socialistas en Pontevedra.

Uno de los fichajes que menos ha sorprendido, y eso que ella lo negó hasta desgañitarse, fue el de Tania Sánchez en las listas de Podemos por Madrid. "No, punto. No vamos a entrar en Podemos", dijo el día en el que se marchó dando un portazo de IU-Madrid poco antes de las elecciones autonómicas y cinco meses antes de que su nombre figurara en la lista de Pablo Iglesias al Congreso.

Esa lista también incluye otros nombres, quizás no tan mediáticos, como los del ex vocal de Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) José Manuel Gómez Bénitez y el del ex portavoz de la Asociación Unificada de Guardias Civiles (AUGC) Juan Antonio Delgado.

No le dan escaño los sondeos al general Julio Rodríguez, cuya incorporación a Podemos (es segundo por Zaragoza) desconcertó en el PSOE, y tampoco entraría -según el CIS- la comandante retirada Zaida Cantera (sexta del PSOE por Madrid), que el pasado mes de mayo causó baja definitiva en el Ejército tras denunciar acoso sexual y supuestos casos de discriminación.

Quien sí entrará, según todos los sondeos, es uno de los fichajes personales de Sánchez, el de la ex diputada de UPyD Irene Lozano, que sentó como un jarro de agua fría entre las bases socialistas y muchos de sus dirigentes.

UPyD no quiere dar imagen de estar desarbolada y ha tirado de "cantera"con personajes como el filósofo Fernando Savater, "número uno"para el Senado, o el escritor Andrés Trepiello, de dos.

Los «ojeadores»

Y mucho se quejan el resto de partidos de que Ciudadanos es una fuerza unipersonal, encarnada sólo por Albert Rivera, pero lo cierto es que sus "ojeadores"han estado picoteando un poco de todo para reforzarse, sobre todo, de antiguos miembros de UPyD.

El más destacado, el actor Toni Cantó, que defiende las bondades de C's desde la candidatura de este partido por Valencia.

La política y el fútbol tienen más semejanzas de las que a simple vista podría parecer. No sólo son dos de los temas sobre los que más se discute en la barra de un bar, sino que su "mercado de fichajes"suele estar lleno de estrellas que, en más de una ocasión, acaban desinfladas.

Así ha ocurrido, por ejemplo, con los juristas que Podemos fichó por unas horas: Javier Pérez Royo y José Manuel Gómez Benítez, que finalmente desistieron de ir en las listas.

Fichaje estrellado fue también el del ex socialista Alberto Sotillos, quien en menos de un año pasó de pelear por la Secretaría General del PSOE a darse de baja, fundar su propio partido, desembocar en la candidatura de Alberto Garzón y abandonar la misma poco después achacando a los de IU falta de democracia interna.

Pese a que siempre se habla más de los fichajes en puestos destacados, hay otro espacio de una lista -el cierre- que suele estar lleno de nombres conocidos.

Como la ley obliga a que los partidos presenten en sus listas el mismo número de candidatos que puestos se eligen en cada circunscripción, a veces no tienen gente suficiente y tiran de personas comprometidas con su causa, que saben que no resultarán elegidas pero que pueden ayudar a movilizar a su electorado.

Hasta el propio José María Aznar se incorporó en la lista del PP al Ayuntamiento de Bilbao en las elecciones municipales de 2003 de forma testimonial.

Para las elecciones del 20D hay también casos sonados: la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, cierra la de la candidatura de En Comú Podem en esa provincia, y su homólogo de Valencia, Joan Ribó, hace lo propio con la lista conjunta que han presentado Compromís y Podemos al Congreso.

Rosa Díez, que ha dicho adiós a la política, es la última de UPyD por Madrid, y ese también es el caso, por ejemplo, del portavoz del PP en el Parlament catalán, Xavier Gacía Albiol, último de la lista por Barcelona, o del escritor y periodista canario Juan Jesús Armas Marcelo cerrando la lista al Congreso por Madrid de Ciudadanos.

UDC incluye en la lista que encabeza Josep Antoni Duran Lleida a varios independientes, como el economista y ex secretario de Estado Alfred Pastor, que cierra la lista a la Cámara Baja.