MENÚ
martes 20 agosto 2019
05:19
Actualizado

La mayoría cree que no hay opción para formar gobierno

El 36,1 por ciento echó en falta voluntad de acuerdo tras la sesión de investidura del miércoles. Rajoy y Rivera son los mejor valorados.

  • La mayoría cree que no hay opción para formar gobierno

Tiempo de lectura 4 min.

04 de marzo de 2016. 14:29h

Comentada
4/3/2016

La primera sesión del debate de investidura sirvió para constatar que Mariano Rajoy retomó el brío de sus mejores momentos como orador, que el duelo no va a impulsar la posibilidad de alcanzar un pacto, sino todo lo contrario, y que Pedro Sánchez salió peor que antes de afrontar el reto que asumió ante el Rey el pasado 2 de febrero. Éstas son las consecuencias que se derivan del pulso parlamentario del miércoles, según los resultados de una encuesta de NC Report para LA RAZÓN.

El presidente en funciones, Mariano Rajoy, gana de largo respecto a la valoración sobre quién hizo el mejor discurso, pues para un 29,3 por ciento de los españoles fue el más brillante de todos los intervinientes en el Congreso de los Diputados. Agudo, mordaz, directo en el ataque contra el aspirante a la presidencia del Gobierno, Rajoy retomó la dialéctica más incisiva de sus tiempos como jefe de la oposición ante José Luis Rodríguez Zapatero.

Para el recuerdo quedarán ese peculiar catálogo de términos y expresiones de Mariano Rajoy –alguno de sus chascarrillos fueron «trending topic» en Twitter– o aquel interrogante del presidente en funciones –«¿hemos venido aquí para votar una mayoría o para incubarla?»–, harto elocuente sobre la atípica situación que vive la política española.

El siguiente mejor considerado –para un 21,9 por ciento de los ciudadanos– fue Albert Rivera, al que sin duda surtió efecto su serenidad desde la tribuna –lejos del tono de otros diputados– y que no llevara papel alguno para hilar su mensaje, aspecto siempre tenido en cuenta de forma positiva por la audiencia.

El gran protagonista es el que aparece peor parado. Sólo para un 18,2 por ciento fue el secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, quien hizo el mejor discurso, mientras que un 16,3 por ciento consideró lo propio en el caso de Pablo Iglesias.

En lógica con esta evaluación, un 61,9 por ciento de los ciudadanos valora mal o muy mal la intervención del líder de Podemos, que se mostró exaltado y gesticulante durante toda su participación en la Cámara Baja, por no hablar del beso con Xavier Domènech al estilo «Brezhnev-Honecker» o su mención a Felipe González y la negra etapa de los GAL.

Escenas que dejaron indiferentes al 14,3 por ciento de los consultados acerca del debate, emitido en dos partes –mañana y tarde– aunque el bloque principal tuvo lugar desde las nueve de la mañana, en pleno horario punta de la jornada laboral.

La sensación para más de la mitad de los ciudadanos es que Pedro Sánchez salió malparado del envite parlamentario, frente a un 36,2 por ciento que piensa lo contrario. Pero más allá del alcance del propio duelo del miércoles, de nuevo más de la mitad de los consultados cree que el líder del PSOE saldrá perjudicado dentro de su propio partido si, como todo apunta, finalmente pierde la investidura. Un 37,3 estima que no será así.

El sentimiento mayoritario –para un 61,6 por ciento– es que el debate no hará sino agravar la situación de bloqueo político que vive el país, mientras que sólo un 20,1 por ciento piensa que todavía es posible salir de la maraña de pactos y aritméticas fallidas que surgieron tras el paso por las urnas el 20 de diciembre.

El pesimismo es generalizado también para un 57,7 por ciento, que cree que ya no hay ninguna posibilidad de alcanzar una alianza entre los partidos para conseguir la mayoría necesaria para gobernar, opción que sí es factible para un 29,4 de los encuestados.

El apoyo de Albert Rivera a Pedro Sánchez –único que hasta ahora ha fructificado y con el que se ha presentado Pedro Sánchez a la sesión de investidura– convence al 42,5 por ciento de los españoles, pero no al 37,9, según el sondeo.

Durante el debate del miércoles en la Carrera de San Jerónimo fue la voluntad de acuerdo lo que más echaron en falta los encuestados –un 36,1 por ciento–, seguida de la buena educación –12,5–, políticos de mayor valía –8,5– , sentido común –7,9–, voluntad de cambio –7,5–, las pensiones –4,6– y medidas contra la corrupción –4,4–.

Últimas noticias

Red de Blogs

Otro blogs