Publicidad
Publicidad
España

El pesquero español entrega a los inmigrantes en Malta sin tocar puerto

«Nuestra Madre Loreto» iba camino de Santa Pola pero el Gobierno le dio orden de desviarse a Malta

Los once inmigrantes que permanecían a bordo del pesquero español Nuestra Madre Loreto llegaron hoy a Malta, después de permanecer en alta mar desde que fueran rescatados el pasado 22 de noviembre frente a las costas de Libia.

Publicidad

Los once inmigrantes que permanecían a bordo del pesquero español Nuestra Madre Loreto llegaron hoy a Malta, después de permanecer en alta mar desde que fueran rescatados el pasado 22 de noviembre frente a las costas de Libia.

Las once personas -nueve hombres adultos y dos menores - fueron acogidos en un barco de la Guardia Costera maltesa y después desembarcaron en el puerto de Haywharf, en La Valeta, informó el periódico "Times of Malta"en su página de internet. El diario indica que el Gobierno maltés trata ahora de acordar el reparto de estos inmigrantes con otros países como España.

El transbordo de estas personas desde el Nuestra Madre Loreto a la nave maltesa se produjo esta mañana de domingo a unas 13 millas de la costa de ese país, en el confín de sus aguas territoriales.

El pesquero español rescató a 12 inmigrantes el pasado 22 de noviembre frente a las costas de Libia y desde entonces ha estado a la espera de que algún país cercano aceptara el desembarco de estas personas, a pesar de sus continuos llamamientos de ayuda.

Publicidad

Según los inmigrantes, viajaban en una pequeña embarcación cuando fueron localizados por una patrullera libia, algunos de ellos se tiraron al agua y fueron rescatados por el pesquero español, que hasta ahora no había encontrado un puerto en el que recalar. Uno de ellos fue evacuado de urgencia el pasado 30 de noviembre a Malta al presentar un grave cuadro de debilidad y deshidratación después de navegar durante unos diez días.

Tras la espera en alta mar y para no llevar a los rescatados a Libia, el pesquero de Santa Pola (Alicante) decidió la pasada noche regresar a España desoyendo las indicaciones del presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, que instó a cumplir las leyes internacionales y dirigirse al puerto más seguro y cercano. Con posterioridad le fue comunicado un acuerdo para dirigirse rumbo a Malta.

Publicidad

La noticia fue confirmada por la vicepresidenta del Gobierno, Carmen Calvo. En un comunicado, asegura que desde el primer momento, el Gobierno ha estado promoviendo gestiones para que el barco, que está en aguas internacionales, fuese a un puerto seguro y cercano. Además, ha mantenido contacto permanente con el patrón a través de los servicios de salvamento marítimo que dependen del Ministerio de Fomento (SASEMAR).

Anoche, le fue comunicado al patrón del barco que podía dirigirse a Malta, hacia donde puso rumbo, ha señalado la también ministra de la Presidencia, Relaciones con las Cortes e Igualdad. El Gobierno español defiende que la política migratoria europea debe ser común y recuerda que "todos debemos cumplir las normativa internacional y comunitaria".

La comunicación del Gobierno llegó después de que «Nuestra Madre Loreto» decidiera anoche poner rumbo a España. La embarcación anunció que se dirighía a Santa Pola (Alicante), después de esperar 10 días a que algún Gobierno decidiera aceptar la llegada de su embarcación a puerto y pese a no contar con la autorización del Gobierno de Pedro Sánchez.

Publicidad

Fuentes de la ONG Proactiva Open Arms informaron de que la decisión fue tomada por el capitán y por el armador del barco ante la «crítica» situación en la que se encuentra el pesquero español, que continuaba a la deriva, enfrentándose a un temporal y sin un puerto asignado al que poder dirigirse para amarrar.

«Regresan a España con la dignidad de haber rescatado a personas en peligro de muerte y anteponen proteger sus vidas a las consecuencias que este hecho pueda acarrear», escribió Òscar Camps, fundador de la ONG Proactiva Open Arms, en su cuenta de Twitter. El pesquero, cuya base está en Santa Pola (Alicante), se dirigía hacia España, pero no podía entrar en aguas territoriales salvo que recibiera la autorización de la Dirección General de la Marina Mercante, dependiente del Ministerio de Fomento, lago que finalmente no se ha producido.

El capitán del pesquero español «Nuestra Madre Loreto», Pascual Durá, lanzó el jueves un desesperado mensaje de socorro a las autoridades españolas para que le ofrecieran una solución urgente tras diez días bloqueado en el Mediterráneo en medio del mal tiempo con los inmigrantes que rescató a bordo. «No puedo estar navegando hacia el norte y hacia el sur, hacia el este y el oeste huyendo del mal tiempo, sin tener una respuesta; no puedo, sin tener un amparo para estas personas».

Hasta ese momento, la única ayuda que había recibido fue la del barco humanitario de la ONG «Open Arms», a pesar de que en la zona se encontraban los buques militares de la «Operación Sofía» de la UE, entre ellos la fragata española «Reina Sofía», informa Efe.