La «Rentrée» política de la boda de Melendi

El cantante dará hoy el «sí, quiero» a su pareja desde hace cinco años, y madre de sus dos hijas pequeñas. a la ceremonia, privada, acudirán entre otros Malú y Rivera

Melendi y Julia Nakamatsu celebran hoy sus cinco años de feliz unión
Melendi y Julia Nakamatsu celebran hoy sus cinco años de feliz unión

Fue un amor a primera vista, todo un flechazo. Melendi y Julia Nakamatsu se casan hoy por la tarde en una finca de la localidad madrileña de El Escorial, en el Jaral de la Mira, arropados por los cuatro hijos del cantante: Carlota, nacida durante su relación con Miriam Martínez, Marco, fruto de su noviazgo con Damaris Abad, y Lola y Abril, con la misma Julia.

El enlace es el colofón de cinco años de feliz unión. La pareja se conoció durante el rodaje de «La promesa», un videoclip del artista en el que colaboraba la bailarina y actriz argentina. Les separan trece años de edad, pero ello nunca supuso un obstáculo en su vida en común. Uno de los músicos del artista asegura que «nunca le hemos visto tan enamorado. El día que conoció a Julia nos dijo que esa mujer tenía que ser para él. Lo tuvo claro desde el primer momento. Esta joven latina de ascendencia japonesa entró con muy bien pie en el círculo de amigos de su pareja, entre ellos, David Bisbal, Rosario Flores, Malú y Alejandro Sanz, que se espera que hoy sean los invitados estrella al enlace. De cumplirse los pronósticos, Malú acudirá acompañada de su novio, el político Albert Rivera. Y se rumorea que Sanz actuará en la fiesta nocturna posterior. Melendi y éste último trabaron una gran amistad durante su participación como «coaches» de «La Voz», al igual que ocurrió con la cantante de «Aprendiz».

Será el restaurante Coque, con dos estrellas Michelin, quien se encargue del banquete nupcial. El popular cocinero Mario Sandoval, dueño de la finca La Romanée, ubicada en Griñón, estará al frente de su equipo, ofreciendo toda una gama de platos de su cocina de autor.

Como es tradición, poco se sabe del vestido que lucirá la novia, aunque en una foto compartida en su perfil social parece que será blanco, corto y con mangas bordadas con encaje.

La misma persona asegura que «a todos nos extrañó cuando Melendi nos adelantó que se casaba, porque nunca fue amigo de bodas, pero Julia le pidió que celebrarán el enlace y él no se lo pensó dos veces, a pesar de considerarlo un puro formulismo. No le hace falta firmar unos papeles para sentirse más unido a ella. Yo pienso que se casan más para asegurar el futuro legal de sus hijas».

Julia, muy activa en las redes sociales (en Instagram tiene más de 30.000, seguidores) colgaba recientemente un mensaje muy significativo: «La boda, momentos que muchos soñamos. Yo me estoy preparando para la mía, y estoy que me como las paredes. Cada vez más cerca... qué nervios».

Ahora, Ramón Melendi Espina vive una de las etapas más felices de su existencia, pero hace años el cantante confesó que «he dejado atrás mi pasado más rebelde, rompí mi relación con las drogas porque entendí que me iban a matar. Hoy soy un hombre nuevo que disfruta de cada minuto de mi vida. De los veinte a los treinta años llevé una vida malsana, con compañías nada recomendables».

Quince años después de su primer gran triunfo con el tema «Sin noticias de Holanda», el cantante disfruta de las mieles del éxito en lo personal y lo profesional. Aquel niño enfermizo que nació en Oviedo en 1979 tuvo que echar mano de la ayuda psicológica para «superar los complejos y miedos que arrastraba desde pequeño». Un amigo suyo desvela que «tras el nacimiento de su hija Carlota decidió cambiar radicalmente de vida, se cortó las rastas y puso en marcha un proceso de ¨limpieza¨ interior y exterior. Vamos, que sentó la cabeza de todas todas».

Y buena prueba de la positiva evolución vital del asturiano se refleja en su convencimiento de que los excesos y las polémicas quedan en el baúl de los recuerdos. Cuando su hija menor, Abril, vino al mundo el pasado mes de febrero, sus padres dejaron entrever que su boda iba a celebrarse antes de este verano, pero los compromisos profesionales del cantante lo impidieron, y se decidió posponer el acto para que todo saliera perfecto. El futuro matrimonio quiere que su enlace no se convierta en «un circo mediático», por lo que han invitado a familiares y amigos más cercanos. Nada multitudinario.

Es Julia la que ha llevado el peso de los preparativos con ilusión y mimo, siempre ayudada por su hermana gemela. La argentina nació el 10 de junio de 1991 en la ciudad de Rosario, y sus íntimos la califican como «una mujer alegre y cariñosa, muy enamorada de Melendi y toda una madraza».

Los más esperados

Malú y Rivera, que hace meses confirmaron su asistencia a la ceremonia como pareja, son los invitados más esperados. Se trata del primer acto «público» en el que el político y la cantante acuden como novios. Un paso importante en la relación, sobre todo ahora que han decidido compartir domicilio. ¿Será su boda la próxima?

Miriam y Damaris, las otras mujeres del cantante

Los otros dos grandes amores de Melendi son Miriam Martínez de la Vega, madre de su hija Carlota, y la cantante Damaris, más conocida como «La Dama», con la que tuvo a su hijo Marco.

Con Miriam salió entre 2000 y 2005, y con Damaris desde 2006 a 2014. Las dos relaciones acabaron cuando el amor dio paso a la rutina, y Miriam declaró en su día que «la ruptura está tomada desde el respeto, seguimos siendo amigos». Por su parte, Miriam y Melendi no acabaron con tan buena sintonía. En 2006, según publicó «Interviú», ella interpuso una demanda contra él por supuestos daños físicos y psíquicos.