Menos camas en hospitales y menos gasto en Sanidad

En un momento como el presente, en el que proliferan las políticas de ahorro en las comunidades autónomas para hacer frente a la práctica y absoluta bancarrota que azota a las administraciones sanitarias, el informe de la OCDE devuelve a la actualidad, con sus datos, una de las causas de este deterioro económico que empieza a tener consecuencias en la asistencia de los enfermos: la infrafinanciación.

La Razón
La RazónLa Razón

Madrid- Aunque el informe de la organización internacional recoge datos de 2008, la situación mejoró poco en 2009 y 2010 en España, y ha empeorado en 2011. Según las estadísticas, España apenas supera la media europea en el gasto total por persona en salud, tanto en el ámbito público como en el privado. La suma de ambos arroja una cifra de 2.491 euros por persona, muy lejos de las altas cifras de dinero que destinan países como Noruega (4.294), Suiza (3.971), Luxemburgo (3.703) o Austria (3.407), por poner sólo algunos ejemplos. Por detrás de nuestro país se encuentran en este capítulo estados como Grecia, Portugal, Chipre, Hungría, Lituania o Turquía.

España tampoco anda bien parada en otro parámetro importante de la Sanidad: el del número de camas por cada mil habitantes, que refleja la capacidad de los hospitales para albergar enfermos. De hecho, está a la cola en el ránking, sólo por delante de Turquía. De acuerdo con la OCDE, en el año 1995 nuestra Sanidad contaba con 3,9 camas hospitalarias por cada mil habitantes. En 2008, la situación ha empeorado sobremanera, al experimentar una dura reducción hasta las 3,3. De este modo se implica una peor calidad de la sanidad española, ya que en los últimos años ha aumentado la población, pero no lo han hecho de manera proporcional las asistencias sanitarias. La diferencia en este apartado es abismal con respecto al resto de los estados de Europa analizados en el informe.