Los estragos de una dieta apresurada

Los estragos de una dieta apresurada
Los estragos de una dieta apresurada

Las apariencias engañan. España, país mediterráneo por excelencia, está renunciando a las excelencias de su dieta, y los efectos sobre la salud se empiezan a notar. Alimentación rápida, proliferación de la comida basura, exclusión de frutas y verduras, aumento del sedentarismo...Las consecuencias se traducen en un gran aumento de la obesidad infantil, que podría hacer caer la esperanza de vida de los menores hasta niveles inferiores a los que registran sus padres.

De ello ha alertado Francisco Tinahones, jefe del Servicio de Endocrinología del Hospital Virgen de la Victoria, de Málaga, en un seminario organizado por Minute Maid sobre el poder de los antioxidantes. En él han intervenido otros ponentes de lujo como Pedro Jaén y José Sabán, jefes de Dermatología y de la Unidad de Patología Endotelial del Ramón y Cajal, respectivamente; Jorge Soto, profesor de Dermatología de la Universidad del País Vasco; Cristina Andrés-La Cueva, profesora de Nutrición de la Universidad de Barcelona, y Rafael Urrialde, jefe de Comunicación de Salud de Coca-Cola Iberia.