El Ibex cae el 084 % por la repentina bajada de las plazas mundiales

La bolsa española bajó hoy el 0,84 por ciento y perdió por unas décimas el nivel de 8.300 puntos, afectada por el brusco retroceso de las plazas internacionales al final de la sesión y la caída de los grandes valores y las empresas del sector energético.

El principal índice de la bolsa española, el IBEX 35, bajó 70 puntos, el 0,84 por ciento, hasta 8.299,10 puntos. Las pérdidas acumuladas este año crecen hasta el 15,82 por ciento. En Europa, con el euro a 1,436 dólares, bajaron las principales plazas: Fráncfort, el 1,71 por ciento; Londres, el 1,44 por ciento; el índice Euro Stoxx 50, el 0,98 por ciento; París, el 0,65 por ciento, y Milán, el 0,24 por ciento.

La subida del 1,3 por ciento de Wall Street el miércoles impulsaba a la bolsa española al comienzo de la sesión, que se situaba sobre 8.450 puntos con una subida del 1 por ciento.

La rebaja de las previsiones de crecimiento y el recorte del déficit en Francia y los planes de Japón para frenar la revalorización del yen no incidían demasiado en el comienzo de sesión. La bolsa española se mantenía sobre el nivel de 8.400 puntos hasta poco después de la publicación de las estadísticas de empleo estadounidenses. Hasta este momento el precio del petróleo Brent rondaba los 111 dólares por barril y el euro se aproximaba a 145 dólares.

A pesar de estos apoyos, la publicación de peticiones semanales de subsidios de desempleo en Estados Unidos, que aumentaron de 412.000 a 417.000, la bolsa incurrió en pérdidas. Sin embargo, el mercado neoyorquino abría con ganancias moderadas, alrededor del 0,5 por ciento, por la desmesurada revalorización de Bank of América al conocerse que Warren Buffet invertirá 5.000 millones de dólares para entrar en su capital, con lo que la bolsa regresaba a los niveles previos a los de la publicación de los datos laborales.

Rumores al final de la jornada

El final de sesión se movió por diversos rumores, como la suspensión de pagos de un estado en los Estados Unidos o la prohibición de posiciones cortas, luego confirmada en Francia, Italia, España y Bélgica hasta finales de septiembre. Se especulaba que también lo hiciera Alemania.

Por estos motivos, la bolsa española caía hasta 8.250 puntos (el Brent bajaba a 109 dólares y el euro bajaba de 1,44 dólares) aunque al final de la jornada remontaba pero concluía con pérdidas.

odos los grandes valores bajaron: Repsol, el 1,61 por ciento, la tercera mayor caída del IBEX; Telefónica, el 1,58 por ciento, la cuarta; Iberdrola, el 1,31 por ciento, la quinta; BBVA, el 0,73 por ciento, y Banco Santander, el 0,67 por ciento.

Entre las empresas del IBEX 35 destacó la caída del 2,1 por ciento de Endesa, que está renegociando deuda, Gas Natural cedió el 1,8 por ciento, y le siguieron Repsol, Telefónica, e Iberdrola. Bolsas y Mercados Españoles encabezó las ganancias del IBEX con un alza del 1,91 por ciento; Ferrovial subió el 1,71 por ciento; FCC, el 1,59 por ciento, y Gamesa, el 0,98 por ciento.

En el mercado continuo destacó la caída del 50 por ciento de las cuotas participativas de la Caja de Ahorros del Mediterráneo, mientras que Reyal Urbis lideró las subidas con un repunte del 11,63 por ciento.

Antes del cierre del mercado de deuda, la rentabilidad de las obligaciones españolas a diez años bajaba dos centésimas y se situaba en el 4,97 por ciento, mientras que la prima de riesgo se mantenía en 280 puntos básicos. El efectivo negociado se situó en 1.682 millones de euros, de los que algo más de 350 fueron intermediados por inversores institucionales.