El portavoz socialista en Alicante dimite por el «caso Brugal»

Moreno solicitó al empresario trabajo para dos conocidos

El ex portavoz socialista en Alicante, Roque Moreno
El ex portavoz socialista en Alicante, Roque Moreno

Alicante- La investigación del «caso Brugal» se ha cobrado una nueva víctima política. El portavoz socialista en el Ayuntamiento de Alicante, Roque Moreno, renunció ayer a su acta de concejal tras calificar como «error» la petición de un puesto de trabajo para dos conocidos suyos realizada al empresario Enrique Ortiz.
La cascada de filtraciones que está permitiendo conocer parte del contenido de los informes policiales de un sumario todavía bajo secreto revelan que esa solicitud se produjo cuando Ortiz estaba tratando de recabar los apoyos del PSOE en la remodelación del Rico Pérez, un proyecto del que dependía una transferencia de aprovechamientos urbanísticos del Plan Torres de la Huerta en la Playa de San Juan.
El informe de la Policía relata un mensaje de móvil, interceptado el 3 de febrero, del dirigente socialista al teléfono móvil de Ortiz, recordando el primero una petición para que contratara a dos personas, una en Inusa y otra en Cívica, ambas mercantiles propiedad del empresario. El deseo del responsable político fue rápidamente correspondido por el empresario.
Moreno admitió su error y calificó de «compañero y gran amigo» a la persona para quien había solicitado esos puestos de trabajo. Además, pidió perdón a la agrupación local del PSOE, de la que es secretario general, «porque desconocían la existencia de este error».
Por ello, deja todos los cargos públicos, entre los que también se encuentra el de diputado provincial, pero mantiene sus responsabilidades orgánicas como secretario general local y presidente de la Comisión Ejecutiva Provincial. Nieves Olmos ocupará su lugar en el Ayuntamiento mientras que Jorge Espí será su sustituto en la Diputación