Pervive el sueño del Elche

El Elche se metió en la final de la promoción de ascenso, en la que se enfrentará al Granada, en un partido épico ante un Valladolid que se plantó en el Martínez Valero con un gol de ventaja y que vio cómo Óscar aumentaba la ventaja con un remate al que no llegó Jaime.

Acciari es estrujado por los aficionados al finalizar el choque
Acciari es estrujado por los aficionados al finalizar el choque

Todo se le ponía de cara al equipo de Abel, mientras los de Bordalás trataban de reaccionar, de apurar sus ocasiones y, a base de arriesgar, encontraron el premio en los últimos minutos de la primera parte. En dos minutos volteó el marcador y cobró ventaja. Dos goles iguales, de Albacar, en lanzamiento de falta que contaron con la colaboración de Javi Jiménez, el joven meta al que Abel le ha dado su confianza. El Valladolid retomó el partido pisando con insistencia la parcela ilicitana, aunque a los 57 minutos, en un error de la defensa y el portero visitante, tras un pase en profundidad de David Sánchez, Ángel, el goleador del equipo, sólo tuvo que empujar el balón para marcar el tercer tanto de su equipo y convertir el estadio en una pequeña locura. Los ilicitanos jugaron descaradamente a la contra y en un par de ocasiones, tras la salida de Rodolfo Bodipo, aprovechó que el equipo visitante se lanzó al ataque para recortar diferencia para coger la espalda a su defensa. El Valladolid intentó un arreón final buscando un nuevo gol que le metiera en la fase final de la promoción de ascenso, pero el Elche, muy seguro atrás, no dio opciones a los de Abel Resino. Ahora le espera el Granada en un duelo muy equilibrado.