La prima de riesgo española cae a 331 puntos básicos en la apertura

La prima de riesgo española, que se mide con la diferencia entre el interés que se paga por el bono español a diez años y su equivalente alemán, perdió hoy cuatro puntos básicos y quedó en 331, minutos antes del inicio de la sesión en la Bolsa.

Este retroceso tiene lugar después de que la agencia Moody's rebajara ayer la calificación de la deuda soberana de Italia en tres escalones, desde Aa2 hasta A2, con perspectiva negativa, una revisión a la baja que atribuyó a los elevados niveles de deuda pública del país.


Por su parte, Grecia deberá esperar posiblemente hasta noviembre para percibir otro tramo de ayuda financiera que necesita para mantenerse a flote, a la espera de que sus socios europeos decidan sobre un segundo paquete de rescate.


De esta forma, la rentabilidad del bono español a diez años se elevaba hoy hasta el 5,090 %, desde el 5,075 % de ayer, en tanto que la del bono alemán, considerado el más seguro de Europa y el que atrae más inversión, se situaba en el 1,775 % frente al 1,724 % precedente.
Por tanto, el precio de estos bonos, que evoluciona en sentido inverso al rendimiento que ofrezcan, cayó hasta el 103,01 % en el caso del español y hasta el 104,28 % en el germano.
En cuanto a otros países europeos, la prima de riesgo de Grecia subía hasta los 2.137 puntos básicos, desde los 2.045 de ayer, en tanto que la de Portugal empeoraba hasta los 946 desde los 910 precedentes.


También subía la prima de riesgo de Irlanda, hasta los 592 puntos básicos, después de terminar ayer en 579, mientras que la italiana perdía dos puntos básicos y se situaba en 375.
Por su parte, los contratos de futuros que se negocian sobre la deuda europea caían hasta el 137,90 %, desde el 138,24 % de ayer, mientras que los que predicen el comportamiento de la deuda estadounidense parten hoy desde el 130,19 %.