Operación Policial

Cuatro detenidos por la muerte del menor en una reyerta en las Tres Mil

La actuación tuvo lugar en los bajos del puente de San Juan, donde se instalaron los implicados en la trifulca de marzo.

Cuatro detenidos por la muerte del menor en una reyerta en las Tres Mil
Cuatro detenidos por la muerte del menor en una reyerta en las Tres Mil larazon

La Policía Nacional detuvo ayer a cuatro personas en los bajos del puente de San Juan de Aznalfarache relacionadas con la muerte del menor de 17 años de etnia gitana, el pasado 29 de marzo, al que alcanzó una bala disparada en una reyerta por un ajuste de cuentas por drogas cuando pasaba por las Tres Mil Viviendas en un todoterreno junto a su padre. El pasado día 4, el Cuerpo Nacional detuvo a otras dos personas en Madrid. De momento, hay seis implicados de distintos clanes, pero no se descartan más detenciones, ya que las diligencias siguen abiertas.

La investigación iniciada tras la localización del casquillo en el vehículo en que viajaba la víctima llevó a la detención el pasado 4 de mayo de dos integrantes –Manuela V. M. y Domingo P. V., madre e hijo– de una de las familias participantes en el tiroteo, conocida como «los Dominguín», según informó ayer el Cuerpo Nacional. Del otro clan implicado, conocido como «los Caracoleños», se detuvo ayer a Sergio J. N., su esposa Ana P. N., su hijo Jesús J. P. y otro familiar cuyas iniciales son Antonio J. V.

En el registro efectuado en el asentamiento bajo el puente Reina Sofía se intervinieron diversas armas blancas y una escopeta. Los detenidos se encuentran en dependencias policiales donde se les tomó declaración y una vez finalizadas las diligencias policiales correspondientes serán puestos a disposición de la Autoridad Judicial, según concretó una portavoz de la Policía Nacional.

Después de las detenciones, la Policía Adscrita a la Comunidad Autónoma llevó a cabo el cumplimiento de la orden judicial de desalojar los bajos del puente de San Juan, según el Cuerpo. A media tarde, no obstante, los chabolistas estaban de nuevo en la zona. Los dos clanes abandonaron las Tres Mil Viviendas tras la reyerta del 29 de marzo, por miedo a las represalias propias de la ley gitana. Precisamente, el pasado miércoles fueron detenidos el padre y tres tíos del menor fallecido al tirotear en las Tres Mil a una furgoneta que reconocieron como de «los Caracoleños», presuntamente implicados en la muerte del joven de 17 años.

Los familiares del menor muerto pasaron ayer a disposición judicial, quedando en libertad los tres tíos –que se declararon evangélicos, por lo que tienen prohibido el uso de armas– y libre con cargos Mariano M. S., el padre del fallecido.

El juez de Instrucción número 2 basó su decisión en un informe policial que asegura que la rotura del cristal del vehículo de «los Caracoleños» pudo realizarse tanto con una bala como con una piedra, según recogió Efe. La Policía está a la espera de las pruebas que determinen si había restos de pólvora en las manos de alguno de los familiares de la víctima.