Mauritania retiene a dos españoles por un accidente con muertos

La Razón
La Razón FOTO: La Razón

MADRID- Dos marineros españoles se encontraban anoche retenidos en el puerto mauritano de Nuadibú, por la supuesta colisión del pesquero en el que navegaban contra un cayuco, algunos de cuyos ocupantes, al menos cinco, podrían haber muerto, según fuentes diplomáticas españolas en Nuakchot.

En la noche del pasado jueves, el pesquero con pabellón español «Bahía de Puertosanto» en el que viajaban los tripulantes españoles, al parecer, chocó con un cayuco o embarcación pesquera artesanal muaritana, incidente sobre el que las autoridades de Nuadibú (noroeste de Mauritania) han abierto una investigación. Según las autoridades del país, la tripulación del pesquero, formada por mauritanos y españoles, no se interesó por las supuestas víctimas del cayuco y continuó con su carga rumbo al puerto de Nuadibú, donde la Gendarmería detuvo a la tripulación que fue trasladada a dependencias policiales nada más desembarcar, en la comisaría de la ciudad, pendientes de investigación «para determinar el nivel de responsabilidad del barco español y sus ocupantes» según informaron fuentes de las fuerzas de seguridad mauritanas, bajo el anonimato, a la agencia de noticias marroquí MAP.

Asimismo, el ministro de Asuntos Exteriores, Miguel Ángel Moratinos, expresó ayer su deseo de que se aclare el incidente y se mostró confiado en que se resuelva la situación de los dos españoles. A su vez, fuentes del Ministerio informaron de que los pescadores españoles que permanecían en la comisaría de la ciudad portuaria, ya prestaron declaración ante las autoridades y añadieron que «no se encuentran detenidos». No obstante, las mismas fuentes informaron que tanto el patrón del barco como sus dos tripulantes españoles no podrán abandonar el país africano hasta que concluyan las investigaciones sobre el accidente. Según el Ministerio, los pescadores «no vieron nada cuando se produjo la colisión». Sin embargo, las autoridades mauritanas hallaron el cuerpo sin vida de una persona cerca del lugar del choque, y anoche investigaban si existía alguna relación con dicho suceso.

Además, el Gobierno estaba ayer a la espera de que se aclarase el grado de implicación de los dos detenidos que en un principio se informó de que eran tres, aunque posteriormente se precisó que eran dos españoles y que se encontraban en prisión preventiva. La Embajada española está en contacto con los detenidos y los armadores mauritanos de la embarcación.