A la espera del posado Real

Mañana se prevé que Don Felipe y Doña Letizia posen, junto a sus dos hijas, en los jardines del Palacio de Marivent

Doña Sofía y sus nietos ya se encuentran en Palma, y pronto se reunirán con el Rey Emérito y sus dos hijas
Doña Sofía y sus nietos ya se encuentran en Palma, y pronto se reunirán con el Rey Emérito y sus dos hijas

Mañana se prevé que Don Felipe y Doña Letizia posen, junto a sus dos hijas, en los jardines del Palacio de Marivent.

Mañana está previsto que Felipe VI salga a regatear en el Aifos, en el que solo repiten cuatro tripulantes con respecto a la edición pasada. Por la tarde llegará el momento más esperado: como cada año el Monarca hará el tradicional posado en los jardines del Palacio de Marivent junto a la Reina, Doña Letizia, y sus dos hijas, las pequeñas Leonor y Sofía. Este año los jardines del palacio han sido abiertos al público y no parecen los mismos. En ellos se han plantado setos de rosas, además de instalarse esculturas y estratégicos bancos para disfrutar de la sombra de los árboles. Cualquier parecido con lo que había es pura coincidencia.

El viernes continuarán con su agenda. A las ocho y media se celebrará una recepción en el palacio oficial de la Almudaina y el lunes 7 habrá encuentro con el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy. Don Felipe llegó el jueves y parece ser que Doña Letizia y sus hijas también. El sábado 5 por la tarde Felipe VI entregará también los trofeos de vela y por segundo año estará presente otro aristócrata, Pierre Casiraghi, que viene de nuevo a competir con su catamarán volador. El único que falta por llegar de la Familia Real, aunque se le espera, es el Rey Emérito, que vuela solo.

El miércoles en el Náutico, antes de salir a competir, habrá un homenaje a los regatistas olímpicos y muchos de ellos son grandes amigos de los dos Reyes, así que no sería descartable verles juntos 25 años después. Se espera, además, que Don Juan Carlos cene en estos días (el miércoles o el jueves) en el famoso restaurante Flanigan, en Puerto Portals.

De este modo, la Familia del Rey todavía está incompleta. Faltan aún también por llegar la Infanta Elena y su hija, Victoria Federica, que el pasado viernes terminaba un campamento. Ambas están a punto de aterrizar, si es que no lo han hecho ya. Las recibirá Felipe Froilán, que ya se encuentra allí con sus primos y abuela, a la espera de que den comienzo las sesiones de los DJ que tanto le gustan, como las de la discoteca Tito’s, en el paseo marítimo de Palma. De la familia Urdangarín tan solo se ha visto a los hijos de la Infanta Cristina, aunque ella podría estar ya en su casa, dentro del recinto de Marivent, y haber llegado de incógnito, algo que no es difícil con las instalaciones y la seguridad que les rodea. Y más ahora que su hijo mayor, Juan, será mayor de edad en septiembre.

«Pool party»

El año pasado Doña Letizia, en su breve estancia en Marivent, organizó con sus amigos una «pool party», una fiesta en la piscina. Quizá este año la convoque de nuevo y seguramente no faltará Jaume Anglada, cuya mujer es una de las grandes amigas de la Reina. Son tantas las posibilidades con las que cuentan las instalaciones de esta finca veraniega que será un placer para toda la Familia Real reunirse allí esta primera semana de agosto. Los desayunos tipo «buffet» en el comedor de Marivent son uno de sus momentos favoritos.

Por otra parte, un año más la Familia Real está invitada al Premio Mallorquín del Verano en la mítica «suite» 702 del hotel Valparaíso. En esta edición lo recibirá James Costos, que se hizo muy próximo a los Reyes. El ex embajador de EE UU en España recibirá su distinción el día 21, aunque para esa fecha es posible que, excepto Doña Sofía, ya no quede nadie de la Familia Real en Marivent. Todos habrán iniciado sus otras vacaciones, las «privadas».